•   Masaya, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

El ruido de las máquinas de coser es incesante en la vivienda de doña Mayra Esmeralda García, mientras con apuro sus familiares cortan los moldes de brazos, cabeza y piernas que se utilizan para crear las tradicionales muñecas; las consentidas de las niñas de antaño, que ahora también se venden en establecimientos de Costa Rica y Honduras.

Creaciones Naomi es el nombre de la pequeña empresa que García inició hace diez años, para abastecer a los comerciantes del Mercado “Ernesto Fernández”, de Masaya. Hoy día la mitad de su producción mensual --que en temporada alta es de 30 docenas de muñecas-- es demandada por negocios ticos y hondureños, afirma su propietaria tras indicar que, aunque sus ganancias aún no superan los C$6,000, tiene la meta de crecer.

Por eso decidió instalarse en un local formal, con el apoyo de la Cooperación Austriaca a través de la Corporación Intermunicipal para el Desarrollo Económico Local del Departamento de Masaya y sus 9 municipios, Cidel.

Paseo por talleres

“Ahora podré exhibir todos los estilos de muñecas que acá elaboramos, para que el cliente elija y haga sus encargos”, comentó esta mujer cuyo taller también será parte de la ruta de artesanos de Masaya, que ofrece a los visitantes la oportunidad de apreciar los procesos de producción de las artesanías, informó Araceli Aguirre, promotora de Cidel.

Eveling Montoya, directora de Atención a la Familia y Comunidades de Masaya, adelantó que están valorando promover el corredor turístico de Monimbó que “incluiría una parada por el Museo Etnográfico, por los talleres de las muñecas de trapo, de las máscaras, de los sombreros, zapatos y que se extienda en la parte sur del barrio Magdalena, esperamos que se concrete”, mencionó.

Talleres informales

En Masaya existen alrededor de 20 talleres de muñecas de trapo, sin embargo las autoridades no tienen el control de las mismas pues es una actividad que la mayoría desarrolla en sus propias viviendas.

Las muñecas de trapo generalmente las venden por docena a intermediarios por precios de C$80 a C$200, según el tamaño.

 

Heredera de la tradición

Estebana Vega se identifica como hija de doña Alicia Vega Montiel, q.e.p.d, conocida como “Alicia Hilo”, pionera en la elaboración de las tradicionales muñecas de trapo en Masaya.

“Mi mamá era única, porque las muñecas de trapo que hacía eran elaboradas a mano, las caritas eran tejidas no como las que hacen ahora que son hechas a máquina y con el rostro pintado”, recuerda.

Eveling Montoya, directora de Atención a la Familia y Comunidades de Masaya, también da fe de que doña “Alicia Hilo” fue todo un personaje por su talento para elaborar delicadas muñecas: “Comenzaba a hacer a mano el vestido, la hechura, del gorro, los zapatitos de las muñecas de trapo… las chapas eran del papel que venían en las cajetillas de cigarros, un papel plateado que lo cortada en círculos y con hilo se lo pegaba en la oreja a las muñecas, eran lindas”, relata.