•   Siuna, RAAN  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Un módulo de construcción de caminos de la Alcaldía de Siuna, Región Autónoma del Atlántico Norte, fue quemado por varios elementos armados, confirmaron las autoridades policiales.

El hecho se produjo la noche del viernes en el sector de Oro Fino, ubicado unos cuatro kilómetros al norte del poblado de Cooperna, en la vía Siuna-Rosita.

El módulo, conformado por un patrol y un volquete, fue quemado en su totalidad, mientras una compactadora fue incendiada parcialmente. Esta también presenta impactos de bala en la parte frontal.

Las pérdidas ascienden a US$300,000, según funcionarios de la Alcaldía de Siuna.

Evitan otra quema

Los atacantes iban a incendiar una pala mecánica que se encontraba a orillas de una vivienda, pero no lo hicieron por las súplicas de sus dueños, ya que la casa también se hubiera incendiado.

El comisionado mayor Otilio Duarte, jefe de la Policía Nacional en el Triángulo Minero, Prinzapolka y Mulukukú, se limitó a decir que una guardia operativa se encuentra en el lugar, mientras se conoció que tropas conjuntas de la VIII Región Militar y miembros del Grupo de Intervención Rápida (GIR) de la Policía Nacional, persiguen a los atacantes, que según comunitarios eran unos 20 sujetos armados con fusiles AK y carabinas.

“Seis hombres vestidos de camufle y armados de AK y de carabinas llegaron a eso de las 6:00 p.m. hasta donde se encontraban los obreros de la Alcaldía, que estaban trabajando en la rehabilitación del camino Oro Fino-Cooperna, los pusieron boca abajo y acto seguido los golpearon, para luego proceder a incendiar la maquinaria”, comentó un comunitario.

Los trabajadores de la comuna huyeron del lugar y uno de ellos se fracturó el pie, por lo que fue trasladado al Hospital “Carlos Centeno”, de Siuna.

En el lugar se observaron casquillos de AK, que fueron recogidos por los peritos de la Policía Nacional.

Continuarán trabajos

La alcaldesa de Siuna, Onilda Reyes, viajó la mañana de ayer al lugar donde fue quemada la maquinaria --llevada apenas hace unos meses--, para sostener una reunión con los comunitarios, a quienes pidió apoyo en el cuido del personal y de las maquinarias.

“Aun así vamos a continuar los trabajos, para esto hemos pedido el acompañamiento de las autoridades del Ejército y de la Policía Nacional, para garantizar la seguridad del personal y de las maquinarias”, comentó Reyes.

En noviembre pasado, en la comunidad de Cooperna, unas 15 personas supuestamente armadas con fusiles AK protagonizaron una balacera y quemaron una grúa de la Empresa Nacional de Transmisión Eléctrica, Enatrel, y una aplanadora del Ministerio de Transporte e Infraestructura, MTI.

De ese ataque no hay detenidos, y las investigaciones no fueron dadas a conocer por la jefatura policial.