• |
  • |
  • END

Jeannette Chávez, Ministra del Trabajo, modificó por tercera ocasión la disposición gubernamental sobre los asuetos por motivo de las elecciones municipales. La orientación del Ejecutivo ahora establece que únicamente los trabajadores de las instituciones del Estado que servirán como centros de votación, gozarán de asueto hoy viernes a cuenta de vacaciones.

Para el sector privado, las jornadas laborales se realizarán normalmente hoy y mañana sábado.

Pero el lunes 10 de noviembre, un día después de las elecciones, a los trabajadores del sector público y privado se les otorgará el día libre con goce de salario, decretó la ministra en el nuevo acuerdo ministerial JCHG-01411-08, emitido ayer.

Causó conmoción
De esa manera se terminó la conmoción que generó el Ministerio del Trabajo (Mitrab) con su decisión de obligar a los trabajadores y empresarios a no laborar este viernes y sábado por motivo de las elecciones municipales del domingo.

Esta orientación arbitraria que el Mitrab dictó el pasado miércoles, ocasionó un fuerte aumento en las visitas de los ciudadanos a las ventanillas de los bancos, ya que prefirieron adelantar sus transacciones financieras.

Los empresarios privados reaccionaron aliviados ante el nuevo comunicado, pero consideraron irresponsable la actuación de la titular del Trabajo, por haber emitido tres acuerdos ministeriales y amenazar al sector empresarial.

Semana de locos
“Fue una semana de locos. Los gerentes de Recursos Humanos no sabían dónde meterse, se daban contra las paredes, fue una semana desafortunada para todos los que tenemos empleados, para todos los que queremos trabajar. Creo que fue innecesario todo esto”, dijo César Zamora, Presidente de la Cámara de Comercio Americana de Nicaragua, Amchan.

Zamora expresó que la “montaña rusa de decretos, amenazas e intimidación”, unificó al empresariado en torno a una posición encabezada por el Consejo Superior de la Empresa Privada (Cosep).

José Adán Aguerri, Presidente del Cosep, valoró la decisión del gobierno como una “ratificación a un esfuerzo que el sector privado vino desarrollando a lo largo de la semana, para asegurar el compromiso que tenemos con Nicaragua y su economía”.

La decisión del Mitrab de obligar a empleadores y trabajadores a no laborar viernes y sábado, habría significado una paralización extendida en la producción del país; así como un golpe a los bolsillos de quienes laboran por incentivo.

Aguerri reveló que el bloque de empresarios estaba dispuesto a enfrentar la decisión del Mitrab.

Preparaban comunicado conjunto
El Consejo Permanente de los Trabajadores, CPT, estaba dispuesto a firmar un comunicado conjunto con el sector empresarial, para que no se culpara a los empresarios que decidieran abrir sus compañías hoy viernes, añadió.

Y señaló que muchos trabajadores estaban firmando voluntariamente para trabajar el viernes y sábado, porque no querían salir afectados con la medida del Mitrab.

Según él, el Mitrab había contemplado multas por el orden de los 20 a los 60 salarios mínimos si desobedecían el acuerdo ministerial.

La Cámara de Industria de Nicaragua (Cadin) también evidenció a través de un comunicado, su satisfacción por la rectificación que hizo el gobierno.

De acuerdo con Cadin, la comunicación y el diálogo entre el gobierno y el sector privado en temas relevantes para el país deben ser prioritarios, debe prevalecer siempre el interés fundamental de sacar adelante a Nicaragua, y esto sólo es posible a través del desarrollo y el crecimiento económico.

Por su parte, Jorge Katín, Gerente de Comunicación de Unión Fenosa, recordó que el personal de esa empresa trabajará en turnos para garantizar el suministro de energía eléctrica en este proceso electoral, tal como lo hacen en días feriados, por ejemplo en navidad o en año nuevo, con el fin de no afectar las elecciones municipales.

Salir a votar
César Zamora, tras resolverse este caos de acuerdos ministeriales, ahora recomienda salir el domingo a votar, vencer el miedo, que los empresarios garanticen el derecho al voto a los trabajadores, a fin de cumplir con ese deber cívico. A la vez, llamó a respetar el proceso electoral.

Zamora indicó que fue preocupante el nivel de violencia visto durante el proceso electoral, actos condenados por todos los partidos políticos. No obstante, espera que la gente venza el miedo el domingo y salga a votar, porque el derecho a elegir ha costado muchas vidas a los nicaragüenses. Es un deber cívico.

“El país está dividido y tenemos mucho que hacer una vez concluidas las elecciones para poder enfrentar una crisis económica internacional, la cual nos va a afectar, por eso debemos trabajar en una sola dirección en el país, y salir del nivel de pobreza y miseria donde nos encontramos”, dijo.

(Con la colaboración de Nery García)