•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Kelvin García Aráuz estudia Electrónica Industrial en el Instituto Tecnológico Holandés “Simón Bolivar”, en Managua, pero desde que se decretó la alerta roja debido a los sismos, no ha tenido clases. Él es parte de los estudiantes de las escuelas de León y Managua que el lunes 12 de mayo finalmente volverán a las aulas, con un retraso de dos semanas de estudio, que deberán reponer tomando menos días de vacaciones y acudiendo a sus colegios hasta el 19 de diciembre, según anunció el Ministerio de Educación, Mined.

La ministra de Educación, Miriam Ráudez, informó que en los municipios de Managua, Ciudad Sandino, Mateare, Nagarote, La Paz Centro y León, donde el sismo de 6.2 grados del 10 de abril afectó 115 colegios, las clases se prolongarán dos semanas más de lo establecido, mientras que el resto de colegios que no estaban en las zonas bajo alerta, cumplirán el Calendario Escolar, y su último día de clases será el 4 de diciembre.

Entre las disposiciones ministeriales se anunció que los estudiantes de los municipios afectados por la alerta roja, rendirán exámenes del 19 al 23 de mayo, por lo que la próxima semana los profesores y monitores desarrollarán con los alumnos un repaso y reforzamiento en todas las materias.

El 18 de julio culminará el primer semestre, y las vacaciones intersemestrales serán del 21 al 27 de ese mismo mes. El 28 arranca el segundo semestre.

Medidas de seguridad

La viceministra de Educación, Norma Irías, explicó que este viernes 9 de mayo habrá un Taller de Evaluación, Planificación y Capacitación Escolar (Tepce) extraordinario, para los maestros. Ese mismo día habrá asambleas informativas para los padres, madres y tutores de los alumnos.

Para garantizar la seguridad de los estudiantes en el reinicio del año escolar, el viceministro de Educación, Marlon Siu, dijo que implementarán un plan de acción en conjunto con la Policía, Sinapred y Bomberos.

Como parte de ese plan, el próximo lunes habrá simulacros de evacuación en cada centro escolar, para actualizar y mejorar los planes de seguridad diseñados semanas atrás.

La idea es mejorar las señalizaciones, para que a la hora de una evacuación los estudiantes vayan a los puntos de seguridad previamente designados, explicó Siu, para luego hacer un llamado a las madres y padres para que con toda confianza manden a sus hijos a clases.

Las tareas de reconstrucción post-emergencia en las escuelas cuyas infraestructuras sufrieron daños por los sismos, se espera que duren dos meses, por lo que el Mined ha contemplado tres planes especiales: trasladar a los alumnos a otras instalaciones (mientras construyen nuevas aulas), instalar construcciones provisionales, o reorganizar los turnos para usar aquellos espacios donde no hubo afectaciones totales o que presentan afectaciones parciales.

 

Los colegios privados afectados por la alerta roja repondrán el tiempo perdido, de acuerdo a como lo decidan padres de familia y profesores.

 

52

AULAS serán reemplazadas porque los daños fueron totales.

 

115

COLEGIOS resultaron con daños en su infraestructura.