José Luis González
  •   León, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

La renuncia inesperada de Mario Balladares Arnuero y de José Francisco Aguilera, gerente general y director de Asuntos Jurídicos de la Alcaldía de León, respectivamente, ocurrió tres días después de que el empresario de origen jordano, Haithan Shehab, denunció el incumplimiento de pago por parte de la municipalidad por servicios prestados por la proveedora Maysun Atif Uasif Boniboyer, de Shehab, que ascendían a un poco más de C$500,000.

Balladares y Aguilera fueron contratados hace cinco años durante la administración del exedil Manuel Calderón, y estuvieron en el cargo --según ellos mismos-- durante el actual gobierno, por una decisión del partido gobernante.

La renuncia de ambos exfuncionarios fue aceptada este lunes por el edil Roger Gurdián, quien se limitó en señalar que la decisión de ambos trabajadores obedeció a asuntos de índole personal. También se confirmó la renuncia de Oscar Caballero, contador de la municipalidad.

“Dentro de mis compromisos y responsabilidades de trabajo tenía que hacer cobros, y hay gente que tiene que pagar impuestos, hay gente que se ha quejado por esta razón, tal es el caso de los tres o cuatro negocios que tiene Shehab, que desde 2007 hasta la fecha no pagaba impuestos”, dijo Balladares.

El exfuncionario destacó que el cobro que se efectuó a distintos contribuyentes en los últimos meses, quizá molestó a algunas personas, pero descartó que sea esa la causa que lo obligó a renunciar a su cargo.