• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • Edición Web

El director ejecutivo del Instituto Nicaragüense de Energía, INE, David Castillo reconoció hoy que existen algunos problemas en la negociación con los inversionistas del Proyecto Hidroeléctrico Tumarín, debido a que ellos plantean el tema de la sequía como un obstáculo para iniciar la obra.

Castillo llegó hoy ante los diputados de la Asamblea Nacional para presentar el informe de gestión anual del INE y al ser consultado por los medios de comunicación sobre el inicio de las obras del Tumarín indicó que hace mes y medio tuvieron discusiones con los inversionistas en torno a la sequía que se vive en el país.

Castillo precisó que si no se ejecuta Tumarín hay otros proyectos que ya están en desarrollo para mejorar la producción de energía en el país. Sin embargo, no precisó cuáles.

Reconoció que la sequía afectó los planes de una tarifa más baja con la energía hidroeléctrica, pero que a nivel general las perspectivas son buenas para la tarifa energética.

Cifras del informe


Por otro lado, Castillo mencionó que solo en el año 2013 hubo más de 16 mil inspecciones de las cuales 9 mil correspondieron a inspecciones antifraudes y 8 mil a inspecciones ordinarias.

Asimismo hubo más de 5 mil inspecciones en las gasolineras, expendios de gas butano.

En cuanto a las inversiones que ha hecho TSK Melfosur, el titular del INE indicó que en los primeros seis meses se han invertido 11.5 millones de dólares en el país en la distribución de la energía eléctrica.