Lésber Quintero
  • Peñas Blancas |
  • |
  • |
  • elnuevodiario.com.ni

La operación “Tabique”, ejecutada el pasado martes por la Policía Nacional en la frontera de Peñas Blancas, permitió la mayor incautación de droga este año en el departamento de Rivas y, a la vez, es la más fuerte que se realiza en la frontera Sur en los últimos años.

El peso total de la droga incautada al tico William Araya Arcede, 36 años, fue de 291 kilos con 178 gramos, y la tarde de ayer se conoció que este sería acusado por transporte internacional de estupefacientes, psicotrópicos y otras sustancias controladas.

Araya, originario de Alajuela, conducía el cabezal Freeghlander, blanco, placa costarricense C160-174, que halaba una rastra con un contenedor que transportaba 3,100 cajas de galletas.

En el área de inspección el tico se mostró en actitud sospechosa --según declaraciones del comisionado mayor Sergio Gutiérrez, jefe de la Policía en Rivas--, lo que alertó a los agentes, que al inspeccionar detectaron una caleta especial en la cual los narcotraficantes alojaron 240 tacos de cocaína revueltos con grasa.

Antes de este quiebre, el de mayor incautación en el departamento rivense, el 23 de mayo pasado en el kilómetro 80.5 de la Carretera Panamericana Sur, la Policía Nacional interceptó un vehículo que trasladaba 234 kilos de cocaína.

En ese operativo fue capturado el nicaragüense Alfredo Eugenio Orellana Balmaceda, de 30 años, a quien además de la droga se le ocupó un fusil AK que dejó abandonado en un cañaveral cuando pretendía darse a la fuga.