•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • EFE

El Gobierno de Guatemala informó de que los casos de desnutrición aguda se redujeron en el país centroamericano en un 23.3% en el primer semestre de 2014 con respecto al mismo período del año pasado.

El director de la Secretaría de Seguridad Alimentaria y Nutricional, Sesan, Luis Enrique Monterroso, precisó que en los primeros seis meses de 2014 un total de 7,802 niños padecieron síntomas de desnutrición aguda, 2,366 menos que los 10,168 reportados en 2013.

“Lo que el Gobierno de Guatemala busca es tener cero muertes por desnutrición aguda por cada 100 niños con el padecimiento”, indicó Monterroso en medios oficiales.

Riesgo

La desnutrición aguda es un tipo de desnutrición “recuperable” según la Sesan, pero que de “no ser atendida oportunamente pone en alto riesgo la vida del individuo”.

Monterroso subrayó que actualmente mueren 0.70 menores por cada 100 niños con desnutrición crónica, estadística mejor que la de 2012, cuando según datos de aquel año morían dos menores por cada 100 infantes con este padecimiento.

De acuerdo a la Sesan, en 2013, como parte del programa Hambre Cero, el Gobierno atendió a 900,000 menores de cinco años con nutrientes y se inspeccionó el crecimiento de 1.2 millones de infantes.

El programa Hambre Cero, que ofrece garantizar la seguridad alimentaria de las madres en etapa de gestación y a niños en sus primeros años de edad, fue lanzado en febrero de 2012 por el presidente de Guatemala, Otto Pérez Molina.

Dicho plan tiene como meta reducir para 2016 un 10% los niveles de desnutrición crónica que padece uno de cada dos niños menores de cinco años y evitar las muertes por la desnutrición aguda.

Un informe del Centro de Investigaciones Económicas Nacionales, CIEN, destacó este mes que la tasa de desnutrición crónica en menores de cinco años en Guatemala es del 49.8%, una de las más altas del mundo.