•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

Entre 50 y 60 familias del barrio “Rubén Darío” en Managua, reclaman porque no fueron censadas entre las 300 familias que serían evacuadas hacia los albergues y sin embargo, las autoridades les piden que desalojen el lugar.

Los afectados manifiestan que ellos no fueron censados porque “se encontraban trabajando”.

De acuerdo con estas familias, las autoridades les han pedido salir del lugar, sin contar con el beneficio de ser trasladadas a albergues.

Se aprovechan

Por su parte, los encargados del traslado refieren que algunas personas están aprovechando el momento para buscar cómo obtener casas.

Hacen champas en los lugares que están siendo evacuados para luego ser parte de los beneficios que se les puedan dar a los evacuados, indicaron.

El barrio “Rubén Darío” se ubica en las costas del Lago Xolotlán. Fue considerado por la comuna capitalina como un punto crítico ante las lluvias por lo que ayer se ordenó la evacuación de los habitantes del lugar.