•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

El empresario Álvaro Montealegre Rivas, quien permanece bajo arresto domiciliar desde hace más de un año por estafa agravada, emisión fraudulenta de títulos valores y crimen organizado, en perjuicio de 17 personas a las que presuntamente estafó mediante la venta de certificados de inversión, vivió este miércoles una nueva jornada difícil.

201114 demanda

Por un lado, los particulares que reclaman más de US$5 millones hicieron un plantón frente a su casa exigiendo pago, mientras, en los tribunales laborales, Hugo Paguaga Baca presentó una demanda por US$4 millones.

Paguaga, quien también permanece bajo arresto domiciliar, se desempeñó como gerente de la sociedad anónima International Investments Financial Servicies Inc. --la que emitió los certificados de inversión--, y en la demanda radicada en el Juzgado Tercero Distrito de lo Laboral de la capital, Paguaga exige US$1.5 millones en concepto de salarios caídos, pago de horas extras, comisiones e indemnización por años laborados.

El demandante también pide US$2.5 millones por los daños morales y psicológicos que asegura le ha causado haber trabajado para International Investments Financial Servicies Inc., cuyo representante legal es Álvaro Montealegre.

A la defensiva

Al salir de los Juzgados Laborales resguardado por varios oficiales de la Dirección de Auxilio Judicial Nacional, DAJ, Montealegre restó importancia a la protesta hecha frente a su residencia por quienes lo acusan de estafa, y la arremetió contra Paguaga.

“Los gritos no van a resolver, sino los hechos”, expresó Montealegre en relación con la protesta hecha por quienes se han declarado estafados por él, Paguaga y Roberto Bendaña, este último prófugo de la justicia.

Al referirse a la demanda de Paguaga, Montealegre dijo a los periodistas que su acción es una “burla” para quienes reclaman el pago de los certificados de inversión.