•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

El Observatorio Nacional de Femicidios de la Red de Mujeres Contra la Violencia, RMCV, en su informe 2014 revela que Managua “no es amigable” con las mujeres, porque en la capital ocurrieron 18 de los 75 femicidios acaecidos dentro del país.

Le siguen los departamentos de Jinotega y Matagalpa, con 11 y 10 casos respectivamente, según el informe.

“Esto es una alarma de la falta de acceso a la justicia en los territorios, dado que sigue siendo un problema grave la naturalización de la violencia contra las mujeres”, agrega.

Reyna Rodríguez, enlace nacional de la RMCV, comentó que en 2014 aumentó la cantidad de mujeres asesinadas a nivel nacional (75) e internacional (4), porque en 2013 se contabilizaron 73 fallecidas, una de las cuales fue ultimada en el extranjero.

Pero lo más grave, “es que esta situación de violencia ha impactado directamente a los niños”, porque en algunos casos “presenciaron la muerte de sus madres”, dijo. Agregó que hubo más saña y misoginia que en 2013, porque los crímenes se cometieron mediante el uso de cuchillos y machetes, y armas de fuego en 28 y 24 casos, respectivamente.

Producto de los femicidios, 57 menores de 15 años quedaron huérfanos de madre.

“MESES MORTALES”

El informe revela que los meses en los que más femicidios hubo en 2014 fueron febrero (9 casos) y junio (11).

El informe no explica las causas del aumento de la violencia en 2014, pero se descarta la falta de denuncia. Según Rodríguez el ritmo ante las Comisarías, la denuncia se mantiene en 130 o 140 casos por semana, no obstante, en 7 de los femicidios se descubrió que las víctimas ya habían denunciado a sus agresores.

El reto para 2015, según la RMCV, es lograr que el Estado destine presupuesto para campañas preventivas y educativas que permita “prevenir este flagelo” desde las escuelas y familia, y que la Comisión Interinstitucional de Lucha contra la Violencia invite a las organizaciones de mujeres a trabajar juntos.

Sin embargo, desde el año pasado el Estado desarrolla una campaña destinada a prevenir la violencia contra las mujeres desde la familia y la comunidad, según informes oficiales.

8 asesinos de mujeres están condenados y 27 se encuentran prófugos.

33 femicidas esperan juicio y 5 se suicidaron para evadir la justicia.