•   Corresponsal / Matagalpa  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

El cambio climático y la falta de acceso a las tecnologías son dos de los retos que enfrentan los productores en Matagalpa, dice José Solórzano, presidente en ese departamento de la Unión Nacional de Agricultores y Ganaderos, Unag.

Para Solórzano, el 2014 fue uno de los peores años para Matagalpa, ya que, según sus cálculos, 350 días fueron secos, y en la quincena en que hubo lluvia, cayó el equivalente a un mes de aguaceros.

En esta entrevista explica cómo los productores conviven con las nuevas tecnologías y los estándares internacionales.

¿Los expertos en producción de los diferentes rubros dicen que hay que tecnificarse, qué tan necesaria es la tecnificación?

El tema de la tecnificación para el sector agrícola siempre ha sido una necesidad y va a seguir por las distintas normas de los organismos internacionales que velan por la salud humana. La Unión Europea y los Estados Unidos tienen las suyas, los países asiáticos de igual manera y los países latinoamericanos y del Caribe, al igual que los africanos y australianos.

También han surgido temas de competitividad, rendimiento y productividad, lógicamente es posible implementarlas, pero eso depende de un factor como es el informativo, mercado, precio y desde el punto de vista del productor, las posibilidades de financiamiento, pero también qué garantía tiene el productor para poder vender a precios que se pueda pagar el costo de la tecnología y por ende los intereses del financiamiento.

Hay otros factores que han surgido últimamente, como el cambio climático…

¿En Nicaragua, y específicamente en Matagalpa, cómo se aplica la tecnología en la producción?

En nuestro caso aún estamos ubicados en segmentos tecnológicos que están en proceso de desarrollo en todo el país, lógicamente que allí hay varias vías, las tecnologías que proponen ciertas normas donde se combina lo convencional, otras tecnologías que son más complejas, pero que son más benéficas tanto para la alimentación y salud como para el ambiente, y hay varios enfoques que van desde la agricultura tradicional, la agricultura orgánica y la agricultura o ganadería ecológica, y últimamente una combinación entre la agricultura tradicional y la agricultura ecológica, mejor conocida como la agroecología.

La tecnología no ha sido un tema, en el caso nuestro como UNAG, que nos preocupe tanto, sino lo que estamos viendo es lo que piensa el productor sobre los costos de esa tecnología y más ahora que los costos se elevan por los problemas de disponibilidad de agua, ya no solo para el consumo sino también para la producción.

Hay tecnologías que grandes y medianos productores tienen posibilidades de implementarlas, pero también hay alternativas técnicas que solo las han podido desarrollar los pequeños productores.

¿Son necesarias o no las tecnologías?

Son necesarias, pero hay que dar apertura y amplitud para incorporar todos los enfoques y no discriminar un producto solo porque no reúne estrictamente una norma en la tecnología, que no está dentro de las posibilidades financieras o económicas para un productor o para un sector de productores.

¿Qué hacen los productores para usar tecnologías en su producción?

El productor, dentro de su posibilidad, está usando la tecnología en su producción por dos objetivos. Uno, para mejorar los rendimientos de la producción de sus alimentos y, la otra, para mejorar los rendimientos de la producción exportable o agroexportable, y en otros casos para mejorar ingresos, por eso como UNAG estamos apoyando el uso de las diferentes tecnologías con el fin de que el productor mejore sus condiciones de vida.

¿Cuáles son los principales rubros productivos del departamento y cómo los está potencializando la UNAG?

Matagalpa, al igual que Jinotega, es un departamento cafetalero que genera empleo, mueve gran parte de la economía del país y ha mejorado la infraestructura vial. Desde ese punto de vista el café es un rubro muy importante; si comparamos el área, es más grande el área que se utiliza para la producción de alimentos que la del café, pero de los principales rubros que generan más divisas en primer lugar está la ganadería, porque a esta no solo se le valora por la carne de exportación y de consumo interno, sino por sus derivados como la leche, la crema, el queso y la cuajada; seguido por el café, el cacao, los granos básicos, y en quinto lugar ubicamos el arroz.

¿De qué manera la UNAG está potencializando estos rubros?

Estamos impulsando un manejo agroecológico de la ganadería, promoviendo la conservación de los vientres y mejorando el hato ganadero para garantizar mejor rendimiento y calidad de la leche, mayor producción de carne entre otros aspectos, esto en coordinación con otros organismos como Conagan, el Gobierno central y otros organismos.

Dirigente

José Solórzano

Es el presidente departamental de la Unión Nacional de Agricultores y Ganaderos, Unag.

Es licenciado en Sociología y desde los años 80 se ha destacado como un dirigente de los campesinos.

Dice que en la actualidad trabajan en mejorar la producción agrícola y pecuaria, para producir más sin dañar el medio ambiente.