•  |
  •  |
  • END

El comisionado general Francisco Díaz, actual jefe de la Dirección de Seguridad Pública de la Policía Nacional, negó estar interesado en ser nombrado como sucesor de la primera comisionada Aminta Granera, y calificó como “especulación” las informaciones que lo señalan como el líder de una facción dentro de la Policía atenta a las órdenes directas del presidente Daniel Ortega.

“Eso es totalmente falso”, afirmó Díaz, quien por primera vez se refirió públicamente a las supuestas diferencias a lo interno de la Policía Nacional, desde que él fue nombrado por el presidente Ortega en septiembre pasado, como Comisionado General junto a los también comisionados generales Mercedes Ampié y Róger Ramírez, todos ellos considerados leales al mandatario.

“La primera comisionada Aminta Granera es la Directora de la Policía y es la que está al frente de las actividades investigativas, operativas y administrativas de la Policía”, dijo Díaz, quien rechazó la existencia de las dos facciones, una que responde directamente al presidente Ortega y otra leal a la primera comisionada Granera.

Díaz, consuegro del presidente Ortega, negó que la comisionada Granera haya sido relegada por Ejecutivo debido a los roces que mantuvo la jefa policial con el presidente tras los incidentes registrados en la ciudad de León, donde se usó a la fuerza pública para repeler a grupos sandinistas. “Son puras especulaciones periodísticas”, dijo el jefe policial.

“En lo personal no sé”

Negó estar interesado en ser el nuevo jefe policial, una vez que la primera comisionada Granera finalice su período a la cabeza de la Policía Nacional. “En lo personal no sé”, respondió Díaz a la pregunta de los periodistas sobre si estaba interesado en ser el nuevo jefe de la institución.

Díaz recordó que por el grado de Comisionado General, tanto él como el resto de comisionados generales son potenciales candidatos a la dirección de la institución policial. “Con el grado de Comisionado General soy candidato”, dijo Díaz, quien se apresuró a aclarar que “todos los comisionados generales pueden ser candidatos”.

El jefe de Seguridad Pública también negó que haya presiones para hacer renunciar a la primera comisionada Granera. “Son especulaciones, la Directora habló claramente, dijo que jamás ha pensado en eso”, igual que negó que haya planes de mandar a retiro a un centenar de jefes policiales. “No sé de dónde sacan eso”, dijo Díaz, quien habló ayer, luego de clausurar un seminario de Criminalística impartido por la Policía a los periodistas que dan cobertura a la fuente policial.

Delitos priorizados
El jefe de Seguridad Pública de la Policía confirmó que dentro de la estrategia de lucha contra la delincuencia, la institución ha planteado como prioridad combatir los delitos que atentan contra la vida, entre los que están el homicidio, el asesinato, las lesiones graves, la violación y los robos en sus tres modalidades.

Se refirió al problema de inseguridad ciudadana, y señaló que éste no puede ser combatido sólo con acciones policiales.

Expresó que se debe contar con la participación ciudadana, con el trabajo de las instituciones del Estado y con el componente de la familia.

Puso como ejemplo el caso de la pólvora, al indicar que los padres juegan un papel importante para que no haya niños lesionados.

“Ni que ponga un policía por cada casa si el padre de familia no se preocupa por controlar que los niños no manipulen pólvora; la responsabilidad no es sólo de la Policía, también es de la familia”, señaló.