•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Solo dos hombres de 31 enjuiciados por femicidios en el año 2013 lograron fallos de no culpabilidad a su favor, revela un estudio hecho por la magistrada española, Inmaculada Montalván.

Uno fue absuelto por falta de pruebas y el otro por vencimiento de término, indica el mismo informe, en el que se revela que la mitad de las mujeres que murieron a manos de sus parejas en 2013, buscaron apoyo ante las autoridades.

El informe presentado por la presidenta de la Corte Suprema de Justicia, CSJ, magistrada Alba Luz Ramos, también revela que la mayoría de femicidas sentenciados en 2013 son jóvenes cuyas edades oscilan entre los 20 y 30 años.

FEMICIDIOS VS. SENTENCIAS

En el caso de las víctimas, el 50% corresponde a mujeres entre 17 y 30 años de edad.

Juanita Jiménez del Movimiento Amplio de Mujeres, consideró que el número de casos fallados en el año 2013 por los jueces de género, es inferior a los femicidios registrados por los movimientos defensores de los derechos de las mujeres, que en ese período contabilizaron 73 femicidios.

“Hay una lectura equivocada al decir que no hay impunidad, porque la impunidad es en relación a los hechos que no son llevados ante la justicia”, señaló la dirigente feminista.

Jiménez subrayó que el período en que se hizo el estudio, elaborado por la magistrada Inmaculada Montalván, “se corresponde apenas al año en que la Ley 779 estaba siendo aplicada”.

Denunciaron y murieron

La investigación además evidencia, que en la mitad de los casos de femicidios judicializados, la víctima con anterioridad, denunció amenaza o intimidación por parte de su agresor.

La comisionada María Elena Vado, funcionaria de la Comisaria Nacional de la Mujer, reaccionó sorprendida ante este dato, asegurando que “desde que las mujeres presentan su denuncia en la Comisaria de la Mujer (delegaciones) automáticamente se declaran las medidas precautelares”.

La Ley 779 o Ley Integral Contra la Violencia hacia las Mujeres establece 11 medidas precautelares que pueden ser ordenadas por la Policía a través de las Comisaría de la Mujer y la Niñez para proteger la integridad física de la víctima de violencia, entre las cuales está la posibilidad de ordenar el abandono inmediato del hogar por parte del presunto agresor y prohibir su presencia en lugares habitualmente visitados por la mujer víctima.

Año letal para ellas

Estadísticas • A comienzos de este año, el Observatorio Nacional de Femicidios de la Red de Mujeres Contra la Violencia, RMCV, en su informe de acontecimientos del año 2014, reveló que en Managua habian ocurrido 18 de los 75 femicidios acaecidos dentro del país ese año. Se detalla que le siguen los departamentos de Jinotega y Matagalpa, con 11 y 10 casos respectivamente.

Entonces Reyna Rodríguez, enlace nacional de la RMCV, comentó que en 2014 aumentó la cantidad de mujeres asesinadas a nivel nacional (75) e internacional (4), porque en 2013 se contabilizaron 73 fallecidas, una de las cuales fue ultimada en el extranjero.

El informe recogió además que la violencia impactó directamente a los niños, que en algunos casos presenciaron la muerte de sus madres.

Agregó que en 2014, hubo más saña y misoginia que en 2013, porque los crímenes se cometieron mediante el uso de cuchillos y machetes, y armas de fuego en 28 y 24 casos, respectivamente.

Según el informe, producto de los femicidios, 57 menores quedaron huérfanos de madre.

2,300 denuncias de algún tipo de agresión contra mujeres y niñas reciben mensualmente las comisarías de la Mujer y la Niñez.

“Los femicidios van cargados de ira y saña porque en la mayoría de ellos, el agresor ha quitado la vida a la víctima mediante el contacto cercano, ya sea estrangulándola o bien utilizando armas blancas o pistolas”, Alba Luz Ramos, presidenta de la CSJ.