•  |
  •  |
  • END

Jinotega
El juez local de Distrito Penal de Audiencia, Gustavo Canales, decidió suspender la audiencia inicial en contra de dos personas trabajadoras del Ministerio de Salud, acusadas por el delito de lesiones psicológicas graves en contra de Josefa Rivera Castro, quien durante seis años vivió creyendo que padecía de VIH / Sida.

La causa de la suspensión de la audiencia que estaba programada para ayer lunes se debe a que el abogado defensor de la psicóloga Martha Zúñiga Trujillo, una de las inculpadas, no compareció a la audiencia por estar asignado en otra gestión en ese momento. Por esa razón, el judicial argumentó suspender la audiencia para evitar que después se argumentara la indefensión.

Cabe destacar que la acusación inicial recaía en contra de la psicóloga Martha Zúñiga Trujillo, la doctora Amelia Membreño, y la enfermera Meyling Castro Úbeda, quienes trabajaron en el Hospital “Victoria Mota”, de Jinotega, y trataron a Rivera Castro, quien en 2001 llegó a ese centro para dar a luz a su último hijo.

Sin embargo, las investigaciones y los medios de pruebas determinaron que sólo en la psicóloga y en la enfermera recae responsabilidad penal, no así en el caso de la doctora Membreño, según informó la doctora Eyling Cruz, fiscal de juicio.

Miembros de la red en Defensa de la Mujer y la Niñez que asistieron a la audiencia declararon que esperan que por fin se haga justicia al considerar que Rivera Castro vivió los peores años de su vida, después de sufrir la discriminación y el maltrato no sólo del personal médico, sino de la población de Jinotega que le negó hasta un vaso de agua. La víctima decidió acudir con una psicóloga para que le ayudara a enfrentar “los últimos momentos de su vida”, pero ésta le recomendó que se hiciera nuevamente los exámenes para detectar el SIDA, los que resultaron negativo.

La audiencia inicial está programada para mañana miércoles a las nueve de la mañana.