•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

Si la Comisión de Paz, Defensa, Gobernación y Derechos Humanos de la Asamblea Nacional no revisa esta semana la propuesta de reforma a la Ley de Tránsito que hace 15 días presentó la Caravana Popular 2015, esta podría marchar nuevamente por la capital o protestar con un tranque.

“Le vamos a dar la última semana para ver qué respuesta nos dan. Si no hay, vamos a presionar para buscar la manera de ser escuchados. Todos los que nos apoyan, están dispuestos a participar en una tercera caravana o en un tranque que es más factible para presionar si los diputados de la Asamblea Nacional no dan respuesta”, explicó Carlos Kabistán, presidente de la Caravana Popular 2015.

El líder del movimiento que propugna por una reforma a la Ley de Tránsito, para disminuir los montos de las multas, reconoció que un tranque podría “causar un daño”, pero dijo que “es la única forma de que el pueblo sea escuchado”. La protesta aún no tiene fecha definida.

DENUNCIAR ABUSOS

El anuncio ocurrió en la Fiscalía, instancia ante la cual el analista de créditos Eduardo Toledo Salgado, de 36 años, acudió a denunciar por daños y abuso de autoridad a un inspector de Policía que lo trató con palabras soeces, le quitó todos sus documentos, se le llevó la moto a la Estación II y lo amenazó con “echarle” a los de Inteligencia para apresarlo en la DAJ.

Toledo fue retenido el lunes pasado en la Cuesta El Plomo, porque su moto andaba sin espejos retrovisores. En vista de eso, le rogó al policía que fuera benevolente y no le impusiera la multa de C$160, porque había tenido un choque en el que invirtió C$9,000. Esto último molestó al agente, quien posteriormente discutió con el ciudadano y amenazó con llevarse el vehículo al Depósito Municipal.

Como Toledo se opuso, el policía arrancó la llave de la moto, dañándole el tablero. Este incidente fue grabado por el ciudadano, que presentará el video como prueba del abuso de autoridad del que considera fue objeto.

TRAMITAN DENUNCIA

Kabistán instó a la ciudadanía, debido a que considera que sus derechos han sido vulnerados por la Policía de Tránsito, “a grabar en el ejercicio de sus derechos cualquier anomalía o abuso de poder”, para luego denunciar.

La Policía no dio una versión oficial sobre este incidente, pero Asuntos Internos le está dando trámite al caso, porque considera que hay mérito para investigar.