Luis Galeano
  •  |
  •  |
  • END

La tasa de inflación acumulada al cerrar noviembre se ubicó en el 14.4 por ciento confirmó el presidente del Banco Central de Nicaragua (BCN), Antenor Rosales, quien estimó que al cierre de este año, el ritmo inflacionario podría apenas superar el 15 por ciento.

“Creo que podemos decir que es una noticia positiva al cerrar el año, porque recordemos que a mitades, se hablaba en algunos sectores económicos y se hacían algunos análisis que proyectaban cifras de hasta 26 y 28 por ciento”, dijo Rosales.

La tasa de inflación acumulada a junio de este año en Nicaragua alcanzó el 11.76% y se mantenía como la más alta de Centroamérica, superando en algunos casos casi el doble de las cifras registradas por otros países de la región. Para ese entonces el barril de petróleo superaba los 140 dólares y el panorama era sombrío.

Pero el mismo Rosales había avizorado que durante el segundo semestre de 2008, la inflación tendería a la baja, lo cual empezó a verse como una realidad desde agosto. La inflación acumulada en octubre de este año fue de 13.95 por ciento.

“La tendencia es que se mantenga esa tendencia a la baja en el cierre del año, lo cual nos alienta mucho, porque logramos detener la espiral que traíamos, gracias a las medidas y políticas aplicadas por el Gobierno y los diversos sectores”, dijo Rosales, quien recordó que las proyecciones al inicio del año eran de un 18 por ciento de inflación en 2008.


FMI todavía no decide
El titular del BCN indicó que no podía hablarse de que el país ha sido “aprobado o reprobado” en cuanto al cumplimiento de los requisitos del programa firmado con el Fondo Monetario Internacional (FMI), porque todavía no se ha celebrado una reunión con el directorio de esa entidad financiera multilateral.

Explicó que la reciente misión del FMI en el país vino a revisar asuntos técnicos sobre los ajustes que se deben hacer frente a la crisis financiera mundial, es decir, no era una reunión para ver si había cumplido o no con los acuerdos pendientes de aplicarse, lo cual harán ante el directorio próximamente.

Antes de la reunión entre las autoridades financieras de Nicaragua y la misión técnica del FMI que se celebró a finales de la semana pasada, se manejó que el Gobierno solicitaría una nueva excepción al organismo, a fin de que les dispensara por no haber cumplido con asuntos pendientes como la aprobación la elección de los nuevos miembros del Consejo Directivo del BCN, la reforma al Presupuesto General de la República de 2008 y el Presupuesto de 2009.

El representante del FMI en Managua, Humberto Arbulú, dijo que el no cumplimiento de varios requisitos retrasará en algunas semanas la firma de un nuevo acuerdo, y manifestó que estarían atentos al comportamiento del Gobierno para el desembolso de más de 20 millones de dólares pendientes para cubrir parte del presupuesto de este año.

“Nosotros confiamos en el patriotismo de los diputados y esperamos que la crisis política que se vive en la Asamblea, no sea más importante que el asunto económico que afecta a todo el país”, dijo Rosales.


Insiste en que 2009 será “feo”, y no se atreve a hablar del apoyo a Presupuesto
El presidente del BCN insistió que aunque 2009 será “muy complejo”, se mostró confiado en que el país sabrá hacer frente a la crisis, haciendo los ajustes necesarios al presupuesto para poder contar con cifras y recursos que respondan a la realidad nicaragüense.

“Vamos a trabajar con lo que tengamos. Estamos cuadrando cifras para que el país salga a flote, y en esto debemos participar todos los nicaragüenses, porque se trata del país” dijo Rosales.

El Presupuesto General de la República 2009 sólo cuenta con el “compromiso” de recibir un financiamiento parcial por 60.3 millones de dólares de algunos miembros del Grupo de Apoyo Presupuestario (GAP), cifra por debajo de los 115 millones de dólares que anualmente ha significado este tipo de apoyo.

Los fondos del GAP representan cerca del 10 por ciento del gasto del Presupuesto General de la República proyectado para 2009, el cual asciende a 33 mil 835 millones de córdobas (unos 1,710 millones de dólares).

Pero este desembolso está sujeto al cumplimiento del Gobierno nicaragüense, de los principios fundamentales contemplados por el GAP, entre los que sobresalen el respeto por los derechos humanos, procesos democráticos transparentes, Estado de Derecho, así como elecciones libres y justas.


De Venezuela… nada
Rosales dijo no conocer hasta el momento que Venezuela haya desembolsado dinero para cubrir el déficit de 54 millones de dólares del presupuesto de 2008, como lo aseguró el presidente Daniel Ortega, semanas atrás, con base en una supuesta promesa que le hizo su homólogo Hugo Chávez.

“Recientemente hablé con el presidente Ortega y no me dijo nada sobre eso, además que no se ha registrado en las cuentas del Banco Central algún movimiento en ese sentido”, concluyó.