•  |
  •  |
  • END

El Ejército de Nicaragua asestó fuertes golpes al crimen organizado y a la delincuencia común en la zona rural del país, junto a la Policía Nacional, según un informe que sobre la actuación de las fuerzas armadas en el actual año 2007, leyó ayer el comandante en jefe general Omar Halleslevens.

Según el informe leído por el alto militar, las ejecuciones de diversas fuerzas operacionales del Ejército, incluyendo el Plan Permanente de Seguridad en el Campo y el despliegue aeronaval, junto a los órganos de Inteligencia, permitieron incautar 2,052 kilogramos de cocaína, dos de heroína y más de 550 mil dólares en trasiegos de drogas.

Además, señaló, incautaron 13 medios navales, detuvieron a 206 personas en actividades delincuenciales del tipo común y capturaron a 273 inmigrantes ilegales en el territorio.


Desarticulan focos delictivos
Halleslevens señaló, además, que en cooperación con la Policía Nacional, lograron confiscar 3,400 kilogramos de cocaína, 40 kilos de heroína y atraparon a 85 personas vinculadas a carteles del tráfico de drogas, en lo que llamó “una guerra declarada contra el crimen organizado”.

El general informó, además, que en el campo, para la seguridad rural, se articularon acciones combinadas para lograr desarticular 10 focos delictivos y así facilitar la estabilidad del sector productivo.

En materia de protección al medio ambiente y a los recursos naturales, el comandante en jefe de las Fuerzas Armadas anunció que detuvieron a más de 200 personas dedicadas a la pesca ilegal y otros ilícitos en el mar.

Además, precisó que la marina de guerra acompañó en aguas nacionales a 25 cruceros internacionales con 11 mil turistas, y que la Defensa Civil participó en 83 fenómenos naturales y 51 incendios forestales, incluyendo la emergencia del huracán Félix, en septiembre pasado, y las posteriores inundaciones provocadas por las lluvias de octubre y noviembre.

Una vez presentados los resultados, Halleslevens aprovechó la presencia del presidente Daniel Ortega y del cuerpo diplomático, para solicitar dos tipos de ayuda para el Ejército.


Ejército pide aviones y barcos
La primera que solicitó, directamente a Ortega, fue para obtener medios aéreos y navales. “Aprovecho para reiterar que es el momento de pensar que el Estado de Nicaragua, la Nación, adquiera medios navales y aéreos para la detección de la actividad del narcotráfico y las manifestaciones del crimen organizado”, dijo Halleslevens.

La segunda solicitud del general fue a la cooperación internacional, por medio de los representantes diplomáticos y agregados militares en el país: ayuda para mantener el programa de desminado humanitario durante 2008 y declarar finalmente a Nicaragua como país libre de minas.

En ese sentido, informó que a la fecha el Ejército ha desactivado y destruido 154 mil artefactos explosivos, remanentes de la guerra civil de los años 80.

Tales informaciones las brindó el alto jefe militar durante la XII Promoción de Damas y Caballeros Cadetes, donde 30 jóvenes graduados del Centro Superior de Estudios Militares concluyeron sus estudios en distintas modalidades de la carrera militar.

Ahí mismo, y como parte de los logros del Ejército en 2007, el comandante en jefe del Ejército informó que un total de 736 militares nicaragüenses alcanzaron adiestramiento y estudios en escuelas militares nacionales y extranjeras para reforzar la calidad y profesionalismo del cuerpo castrense.