•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • ACAN-EFE

El secretario general de Cooperación Internacional para el Desarrollo, Gonzalo Robles, visitó hoy el moderno relleno sanitario de Managua, que hasta hace dos años era el vertedero de basura a cielo abierto más grande de Latinoamérica.

Robles, quien es además director internacional de la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID), valoró de forma positiva la transformación La Chureca, como se conocía el basurero.

"Son esos proyectos que merece la pena vincularse a ellos y yo creo que todos los que hemos estado participando nos tenemos que sentir muy satisfechos", expresó Robles en declaraciones a periodistas.

Con unos 1.500 pobladores (258 familias), durante 40 años La Chureca fue el mayor vertedero habitado de América Latina.

El proyecto de 53,2 millones de dólares financiados por la AECID, transformó el lugar en un relleno sanitario con planta de reciclaje y una urbanización para sus pobladores.

Experiencias

Trabajadores de La Chureca relataron al secretario español que su vida se reducía a "buscar y comer de la basura", pero ahora saben que pueden superarse.

"Hay proyectos que no hay que valorarlos por el dinero invertido, hay que valorarlos por las personas, la dignidad, la salud, las condiciones de vida, las perspectivas, la esperanza que ha supuesto para miles de personas", sostuvo Robles.

El proyecto es integral e incluye a otros 15 barrios del noroeste de Managua, donde hubo capacitaciones sobre emprendimiento, una escuela de informática, un pozo de agua potable, parques y canchas deportivas, refirió la alcaldesa de Managua, Daysi Torres.

"Este ha sido el trabajo articulado de un trabajo conjunto de la cooperación española, el Gobierno, la alcaldía, y los protagonistas (beneficiarios)", dijo Torres.

Por los próximos tres años la cooperación española en Nicaragua centrará sus esfuerzos en proyectos de agua y saneamiento, de forma especial en el litoral Caribe, puntualizó Robles.