• |
  • |
  • Edición Web

Por el triple asesinato en el barrio Los Ángeles, la Fiscalía acusó este lunes a Nahum Isaí Bravo y Jairo Josué Ugarte en el Juzgado Quinto Distrito Penal de Audiencia de la capital.

En tanto, por el delito de encubrimiento en perjuicio de la administración de justicia fueron acusados Orquídea Nohemí Orozco, Erick Leonel Largaespada y Antonio Angulo Jarquín.

En la lectura de la acusación, la fiscal auxiliar Kruchesca Durán detalló que los tres crímenes fueron ejecutados la tarde del 26 de marzo entre las cuatro y cinco de la tarde con un intervalo de 30 minutos aproximadamente entre uno y otro.

En el dantesco relato de los hechos se señala que la primera en ser asesinada fue la joven Leticia Lucía Bravo Murillo, y a quien Nahum y Jairo Josué mataron de varias estocadas con una navaja.

Luego mataron Santos Bravo Gómez, papá de Nahum, quien no estaba en la casa. Lo ultimaron con un bate, dándole golpes en la cabeza varias veces. Esto habría sido a las 4:40 pm, aproximadamente.

A las 5 de la tarde, según la acusación, mataron Rosibel Murillo, también de varios tubazos.

Luego los cuerpos fueron lanzados a la fosa que era utilizada en el taller de mecánica que funcionaba en el local. Después que los taparon con mecha de lampazo, papel periódico y trapos con los que anteriormente habían limpiado la sangre que estaba en el piso. Acto seguido pusieron unas tablas.

Fue hasta el día siguiente que compraron arena para tapar la fosa.