• Managua |
  • |
  • |
  • La Nación

El asesor del Ministerio de Salud (Minsa) y presidente de la Comisión de Sanidad de la Asamblea Nacional (Parlamento), Gustavo Porras, valoró que Nicaragua se encuentra lista para atender casos de ébola.

“Estamos preparados”, afirmó Porras, también secretario general de la Federación de Trabajadores de la Salud (Fetsalud).

Nicaragua reportó este lunes que el estadounidense Kenneth Wayne Mclean, de 51 años, quien trabajaba para la embajada de los Estados Unidos en Managua, estuvo “aislado” en su vivienda porque llegó procedente de Liberia, donde permaneció tres meses, y estuvo en recintos donde se atiende a enfermos de ébola.

El diplomático estadounidense, que había ingresado el domingo a Nicaragua, fue repatriado ayer a Estados Unidos.

Porras indicó que Nicaragua activó el protocolo para esos casos luego de recibir un reporte del Centro de Control de Enfermedades de Atlanta, Estados Unidos, sobre la llegada del diplomático, quien estuvo los últimos tres meses en Liberia, uno de los países donde hay una alerta epidemiológica.

“Lo que se hizo fue un cerco epidemiólogo para un caso sospechoso”, anotó.

Explicó que en Nicaragua un caso sospechoso de ébola “es simple y sencillamente cualquiera de nosotros que visite un país que tiene ébola, que ha tenido epidemia de ébola y que viene a Nicaragua”.

Así que con el caso del estadounidense “prácticamente no ha pasado nada, más que la evidencia de un caso sospechoso y la acción inmediata para que resolviéramos”, añadió.

La embajada de Estados Unidos en Nicaragua confirmó ayer que el funcionario sí estuvo en Liberia, pero “en ningún momento estuvo en contacto con pacientes de ébola”.