•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |

La Policía Nacional y autoridades del Instituto de Medicina Legal (IML) reiteraron la tarde del miércoles que Francisco Javier Ponce Sanarrusia, de 34 años, se suicidó  en las celdas de la Dirección de Auxilio Judicial (DAJ).

De acuerdo con fotografías mostradas en conferencia de prensa, Ponce utilizó su camisa a cuadros manga larga para ahorcarse.
Ató la manga izquierda a los barrotes de la rejilla de ventilación e iluminación de la celda número 23 de la DAJ y luego hizo un nudo simple alrededor de su cuello, mientras que la otra manga se la introdujo en la boca, según la explicación oficial.

El reo, cuya muerte fue reportada al IML a las  8:22 a.m. del pasado domingo, era investigado por su presunto involucramiento en el crimen de un funcionario del Ejército, hecho ocurrido   hace dos semanas en Rivas.

El cuerpo sin  vida de Ponce fue encontrado a las  6:45 a.m. del domingo 3 de mayo, pero los familiares del reo aseguran que en la acusación presentada por la Fiscalía el pasado martes  aparece una acta de detención a nombre de su pariente, de las 10:00 p.m. de ese día, es decir cuando ya era difunto.

EXPLICACIÓN  
El médico forense Juan Carlos Medina, quien realizó la autopsia a Ponce, aseguró que los golpes y moretones encontrados en el cuerpo de la víctima coinciden con la altura de los camarotes de la celda, en los cuales se golpeó al convulsionar producto de la asfixia mecánica.
 Medina explicó que el moretón que la víctima tenía en la mano derecha se lo hizo cuando estaba esposado en la rejilla de la camioneta policial en la que fue trasladado de Rivas a las celdas de la DAJ.

“No encontramos lesión de lucha o defensa por parte del ahora occiso”,  sostuvo el forense Medina, quien ante preguntas de los periodistas explicó que el reo no tenía la boca abierta, como suele ocurrir en casos de suicidio, sino que apretaba con los dientes la manga de la camisa, porque “cada caso tiene su particularidad”.

EQUIVOCACIÓN
Por su parte el comisionado general Pablo Emilio Ávalos reconoció que hubo un “error” al permitir que el reo ingresara con su camisa a las celdas.

Por el “error”, anunció, se aplicarán sanciones a los responsables del mismo, pero no  mencionó cuáles serán esas penalidades administrativas.

Ante el reclamo de los familiares de Ponce, quienes no sabían de su detención, el inspector  general de la Policía aseguró que los parientes del reo “fueron informados de su situación legal en Rivas”.

Narco tico haló gatillo contra funcionario del Ejército

Lésber Quintero / Rivas

PISTOLERO • Un presunto narcotraficante costarricense, identificado como Ángel Sanarrusia, es quien supuestamente se trasladó desde Costa Rica a Rivas para asesinar la noche del 15 de abril al funcionario del Ejército, Rafael Ángel Delgadillo Mora, quien tenía 49 años,  según detalles de la acusación que presentó el Ministerio Público el pasado martes.

Tras el crimen, la Policía Nacional realizó  múltiples operativos y el 28 de abril  arrestó a seis personas, siendo el  primer detenido  Jean Carlos Jarquín Pérez,  de 19 años, y luego María Margarita Santana Espinoza y Francisco Javier Ponce.

De los acusados, solo Jarquín Pérez y Santana Espinoza están detenidos, mientras que el tico continúa prófugo.

De acuerdo con la acusación, el crimen de Delgadillo fue planificado el primero de abril en casa de Santana Espinoza, y por esta razón a ella se le acusó como  cómplice del delito de asesinato.

Detallan que en la vivienda de esta joven,  ubicada en el barrio Nicaraocalli, se reunieron a las 10:00 de la mañana el tico y el resto de acusados para planificar el asesinato y asignar funciones.