• Nicaragua |
  • |
  • |
  • Edición Impresa

Pequeños girocópteros podrían empezar a funcionar próximamente en Nicaragua con el objetivo de obtener procesos agrícolas más eficaces y productivos.

Estas aeronaves ultraligeras serían utilizadas en los procesos de fumigación de los cultivos de caña de azúcar y otros rubros agrícolas como el sorgo, el arroz, el maíz y maní, según declaraciones de Michael Healy Lacayo, presidente de la Unión de Productores Agropecuarios de Nicaragua (Upanic).

De acuerdo con Healy, estas naves ultraligeras reducen significativamente los tiempos y costos de fumigación y “mejoran tanto el rendimiento agrícola como industrial, y al elevar los rendimientos de producción los productores nos volvemos más competitivos, y en esto es donde debemos enfocarnos”, comentó.

La propuesta del uso de estas aeronaves fue presentada por Upanic, al Gobierno central hace seis meses y según Healy, las conversaciones referentes a la aprobación del uso de los aparatos ultraligeros aún continúan a través de las Autoridades de Aeronáutica Civil.

Estas aeronaves ultraligeras pueden ser utilizadas en pequeñas y grandes plantaciones, y como ejemplo de sus beneficios Healy reveló que reduce los costos de fumigación hasta en un 40% y en cuanto a productividad dijo que en el caso de la caña de azúcar eleva el rendimiento de hasta 15 libras de azúcar por tonelada.

En una presentación realizada en las instalaciones de la empresa azucarera Casur, ubicada en Potosí, Rivas, el piloto y técnico de aviones colombiano Olbar Eduardo García aseguró que lleva 21 años trabajando con ultraligeros, y que estos aeromotores cuentan con todos los estándares de seguridad.

Dijo que en Colombia de los 13 ingenios azucareros que existen, 11 poseen permisos privados para utilizar ultraligeros en fumigaciones aéreas, y que entre los pioneros está la compañía azucarera Mayagüez para la cual labora.

“Entre los once ingenios allá en Colombia hay 17 aeronaves, todas debidamente matriculadas desde el año 1999 y con licencia especial para fumigación aérea y anualmente sobrevolamos cien mil manzanas. Y en los 16 años que tenemos de estar operando se han registrado únicamente 6 accidentes leves”, concluyó García.

40 por ciento es la reducción en los costos de fumigación por el uso de estas ligeras aeronaves.