Ary Pantoja
  •  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

El vicepresidente del Partido Liberal Constitucionalista, PLC, Wilfredo Navarro Moreira solicitó al Consejo Supremo Electoral, CSE, una juramentación y toma de posesión de sus alcaldes, vicealcaldes y concejales electos en las elecciones municipales del pasado 9 de noviembre, independiente del acto que masivamente realizarán esta tarde los magistrados del Poder Electoral.

Navarro pidió que la juramentación de sus candidatos se haga a nivel departamental, como en ocasiones anteriores, y para ello solicita se le señale hora, lugar y fecha para el acto legal. “La alianza PLC considera que el CSE actúa ilegalmente y violentando toda lógica jurídica al proclamar primero y juramentar a los candidatos del FSLN contra quienes existen recursos pendientes”, señala Navarro a través de una carta a los magistrados electorales.

En la misiva, Navarro aclara que “el CSE no puede juramentar a ningún electo porque no le ha resuelto al PLC, los recursos de revisión y reposición que fueron introducidos en tiempo y forma contra más de 50 resultados electorales en los diferentes municipios del país”.

“La toma de posesión no perfecciona ni resuelve los vicios de ilegitimidad y nulidades señalados alrededor de las elecciones de noviembre pasado. La toma de posesión de los candidatos del FSLN impugnados por mi representada no legaliza los resultados del fraude y por el contrario, pone más en entre dicho el sistema electoral nicaragüense”, advierte Navarro en su carta.

No al circo
El CSE tiene prevista la juramentación masiva de los alcaldes, vicealcaldes y concejales electos con la presencia del Presidente de la República, Daniel Ortega, algo que Navarro rechaza, pues considera el acto un “circo partidario” del FSLN y del gobierno.

“El Presidente del Poder Ejecutivo no tiene nada que hacer en la toma de posesión de los Alcaldes y Vicealcaldes y Concejales y el Poder Electoral, se presta a partidizar el acto, para apoyar el afán publicitario del Presidente Ortega, tratando de todas formas de convalidar el fraude electoral”, expresa en la carta.

A juicio de Navarro “la juramentación de las autoridades municipales profundiza la crisis política, social y económica desatada tras los cuestionados resultados electorales…, debido a que el gobierno de Ortega al cometer el fraude en las elecciones municipales violentó la gobernabilidad, la democracia y la institucionalidad que exigen los organismos internacionales que además dan cooperación económica al país, situación que provocó la suspensión de la ayuda externa”.