•  |
  •  |
  • elnuevodiario.com.ni

A las tres de la madrugada, no era hora de descanso, muchos ya tenían tiempo de estar caminando;  iban sobre caballos o ya estaban en las Juntas Receptoras de Votos del sector rural del municipio de Siuna donde se encuentra más del 60 por ciento de su población.

A diferencia del casco urbano, la participación fue alta. En un recorrido hecho por El Nuevo Diario, en las comunidades de Campo uno y La Madriguera, antes del medio día ya habían votado más de la mitad de los inscritos en el Padrón Electoral. Tomando en cuenta la falta de depuración de éste, el porcentaje pudiese ser mayor.

Delvis Mendieta, presidente de la JRV en la madriguera, aseguró que la fila enorme comenzó a las tres y media de la mañana y que si bien iniciaron temprano, todavía falta pues han votado el 50 por ciento de los inscritos en el Padrón. A esa hora para una misma JRV habían dos filas de más de 50 personas esperando poder votar, algunos tenían hasta cuatro horas de estar de pie.

Mientras que Aurelio Rodríguez llegó desde la lejanía de su comunidad a las cuatro de la mañana, pero por la lentitud de los miembros de mesa todavía no había pasado.

La madriguera, se encuentra a 25 kilómetros, pero para llegar por la  la dificultad del camino toma una hora. De acuerdo con observadores del IPADE, hay una la tendencia del voto masivo en las comunidades.

Es visible la presencia de observadores del Centro para los Derechos Humanos y Autonómicos de la Costa Caribe, Cedehca, y de observadores del Instituto  para el Desarrollo y la Democracia, IPADE.

Hasta el momento no hay incidentes reportados, a no ser por propaganda partidaria,  pero fue resuelto rápidamente.