Luis Galeano
  •  |
  •  |
  • END

Los contralores aprobaron por unanimidad un préstamo de 104 mil córdobas a favor del colegiado Fulvio Palma, quien tendrá todo 2009 para pagarlo y no erogará dinero en concepto de intereses, como lo haría ante cualquier banco privado o microfinanciera.

La acción aprobada por los que fiscalizan el buen uso de los recursos públicos en el Estado, es similar a la que se dio en la Alcaldía de Managua, en la antigua Administración, en donde el ex vicealcalde, hoy edil capitalino Alexis Argüello, obtuvo un crédito millonario para construir su casa de habitación, del que no se sabe con certeza si lo pagó, y que se supone será investigado por el ente fiscalizador.

La decisión la tomaron los fiscalizadores en la sesión número 614 del pasado 15 de enero, y el mismo Palma confirmó que no es la primera vez que le conceden un préstamo, pues como empleado de la Contraloría General de la República (CGR), “tengo derecho”.

Irónicamente, ese mismo día los colegiados en la misma sesión aprobaron realizar una auditoría en la comuna capitalina para conocer en detalle el préstamo millonario que recibió el hoy alcalde de Managua Alexis Argüello, y que sirvió para construir su casa en el Valle de Ticomo.


Por unanimidad
“Se aprueba por unanimidad de votos, otorgar préstamo al Lic. Fulvio Palma Mora, miembro Propietario del Consejo Superior de la Contraloría General de la República, por un mes de su salario, para pagarlos en el transcurso del año 2009”, dice la misiva que la secretaria del Consejo, Selena Mejía, envió al director administrativo financiero de esa entidad, René Ruiz Tablada, el 15 de enero, sin especificar intereses.

Los contralores ganan mensualmente 104 mil córdobas. El dinero, según fuentes de la CGR, fue desembolsado un día después de ser aprobado el crédito, es decir, el viernes 16.


“Tengo derecho, y ¿quién sos vos?”

Ayer, desde que el autor de esta nota se identificó en el teléfono para consultarle sobre el préstamo, Palma se escuchó incómodo, respondió cortante a cada pregunta, y por último, notablemente molesto, colgó.

“Mira, eso es normal, yo tengo derecho como empleado, eso lo presté digamos, y lo voy a pagar, nadie me lo regala, no me lo están regalando, eso lo voy a pagar en dos o tres meses, pero nosotros también tenemos derecho a hacer préstamos, tuve una emergencia y lo pedí, porque todos los préstamos que he hecho, los he pagado”, fue su primera respuesta.


¿Cuántos préstamos ha hecho a la CGR?
No sé, no te puedo decir, lo único que sé decirte es que todos los he pagado, pero ¿por qué el cuestionamiento? ¿Quién sos vos para decirme que no tengo derecho?

¿No le parece que no es moralmente correcto que siendo usted una persona que gana tanto dinero, todavía esté prestando a la Contraloría?
Se dio una emergencia personal y tuve esa necesidad, pero voy a pagarlo, de eso tené plena seguridad.


¿En tres meses dice que los paga?
No sé, yo lo pedí a la empresa y me lo aprobaron legalmente, me lo aprobaron los contralores, pero yo tengo derecho.


Pero, ¿con qué fuerza moral o legal va a ir la CGR a auditar a la Alcaldía de Managua por el préstamo que recibió Alexis Argüello cuando fue vicealcalde, si ustedes hacen lo mismo?
Bueno, yo como empleado tengo derecho, si no fuese empleado tal vez, pero yo tengo derecho, tuve una emergencia, como te dije, y creo que todos tenemos derecho.


¿Es correcto o no?
No sé si es correcto o no es correcto, yo los pago, no me los están regalando ni me los estoy robando, eso es todo.


Argüello Poessy defiende derecho de Palma
El presidente de la CGR, Guillermo Argüello Poessy, dijo que, efectivamente, aprobaron el crédito “porque existe una política de aprobar préstamos a nuestros empleados, cuando por una urgencia o necesidad de ellos o de sus familias, los necesitan”.

Indicó que lo único que les condicionan a quienes reciben los créditos es que los cancelen en el mismo año, antes que termine el ejercicio fiscal, de manera que no perturben el presupuesto. “Los préstamos son para todos los trabajadores, no sólo para él (Palma)”, dijo Argüello.


¿No cree usted que los contralores ganan bastante bien como para que estén prestando dinero de la institución?
Bueno, pues podemos ganar bastante bien, pero a veces surgen otras necesidades. Lo único que te digo es que damos préstamos, sin ver de quién se trata, lo importante es que lo paguen en el término que establecemos.