•  |
  •  |
  • END

El Vicecanciller de la República, Valdrack Jaentschke, y el ministro de Hacienda, Alberto Guevara, puntualizaron en los detalles del Plan Económico 2009, que pretende evitar que la situación económica del país se agrave por el impacto de la crisis mundial y por los efectos de la ingobernabilidad, que ha generado el retiro de la comunidad de donantes.

El documento del “Programa de Defensa de la Producción, el Crecimiento y el Empleo”, menciona, entre otros puntos, la gestión que hará el Banco Central de Nicaragua, BCN, ante el Programa de Contingencias de Liquidez del Banco Centroamericano de Integración Económica, BCIE, para obtener una línea de crédito de 200 millones de dólares, que permitirían garantizar el financiamiento de la banca local.

También harán gestiones ante el Banco Interamericano de Desarrollo, BID, para obtener 300 millones de dólares para que el sistema financiero otorgue crédito para comercio exterior, capital de trabajo y actividades productivas.

Proyectos de infraestructura
Se destaca, además, que el gobierno priorizará una cartera de proyectos en infraestructura por un monto de 343 millones de dólares, para la construcción de mil 935 kilómetros de carreteras y caminos, 425 kilómetros de red de distribución de energía, 147 centros educativos de primaria y de secundaria, 55 puestos y centros de salud, entre otros, que generará 40,600 puestos de trabajo.

Asimismo, se comprometen a construir 4,800 viviendas sociales nuevas y a reparar 1,450 casas, con el financiamiento de 7.5 millones de dólares del Banco Interamericano de Desarrollo, BID, y 5 millones de dólares del BCIE, que se canalizarán a través de la Financiera Nicaragüense de Inversiones, FNI, con la participación del Sistema Financiero Nacional.

El plan también propone modificar la veda forestal, para incentivar esta industria, lo que permitiría generar 15 mil empleos directos, fomentando la protección del recurso en lo atinente a plagas e incendios forestales, y facilitando la ejecución de la política forestal.

Reactivar “paniquines”
Entres los detalles del plan también está la reactivación de los centros de acopio de la Empresa Nacional de Alimentos Básicos, Enabás, que están localizados en las zonas de mayor potencial productivo, con el objetivo de garantizar el almacenamiento de la semilla que se utilizará en la producción agrícola.

La propuesta también señala que se garantizará la presencia de las delegaciones aduaneras, con autonomía operativa, en cada Zona Franca del país, además de simplificar y publicar nuevos formatos para trámites y operaciones para este régimen industrial.

Asimismo, se creará la Ventanilla Única de Zona Franca, bajo la rectoría de la Corporación Nacional de Zonas Francas, CNZF, para agilizar los trámites que realizan las industrias de este sector.

Pago de Cenis y de BPI inalterable
Cumplir con el pago de los Certificados Negociables de Inversión, Cenis, y de los Bonos de Pago por Indemnización, BPI, está entre los compromisos que el gobierno asume, al señalar que cancelarán la deuda interna en el calendario fijado.

Seguido al punto del pago de la deuda interna, el documento señala el compromiso del gobierno de promover la cultura de pago a todos los niveles.

Según la viceministra de Fomento, Industria y Comercio, Verónica Rojas, el plan contempla también distribuir 14 mil toneladas métricas de urea para la siembra de primera y para fortalecer la participación de Nicaragua en los mercados de Centroamérica y de otros países con los que se tienen acuerdos de libre comercio, “así como con aquellos con los que se tienen estrechas relaciones comerciales, como Canadá, Chile, Panamá y (con los de) la Unión Europea”.

Gestiones ante la UE

El Gobierno gestionará ante la Unión Europea el desembolso de la partida prevista para este año en el Presupuesto General de la República (PGR) como parte del programa, sin embargo, según el vicecanciller Valdrack Jaentschke, no se abordará el tema electoral con los europeos, pues la carta de presentación de Nicaragua “es su lucha contra la pobreza”.

“Es imprescindible contar con mayor cooperación extranjera”, expresó Jaentschke, quien en ocasiones anteriores minimizó la cooperación que donantes europeos daban al país, y que tienen retenida debido a las irregularidades en el proceso electoral del nueve de noviembre del año pasado.

Entre tanto, el ministro Guevara afirmó que “la reducción en estas fuentes de financiamiento del PGR 2009 asciende a 2,591 millones de córdobas, como resultado de menor recaudación de ingresos por 1,312 millones de córdobas, y menores desembolsos líquidos en apoyo presupuestario por 1,279 millones de córdobas”.

Vuelta de INSS a bancos
El plan contempla, además, la gestión ante el Instituto Nicaragüense de Seguridad Social, INSS, de una política de mayor estabilidad de sus depósitos en el Sistema Financiero Nacional, a fin de propiciar el aumento de fondos de crédito para la producción.

El vicecanciller Jaentschke fue consultado por los periodistas sobre las condiciones que puso la Comisión Europea, pero éste sólo atinó a responder que Nicaragua presentará como requerimientos “los avances en educación, salud y responsabilidad en la lucha contra la pobreza”.

Esa interrogante fue aprovechada por Rosario Murillo para recordar que los presidentes de Centroamérica firmaron una resolución que en uno de sus puntos establece que la “cooperación debe darse sin condiciones”.

Canciller busca cooperación
El canciller Samuel Santos confirmó que por la vía diplomática, el gobierno está desarrollando “una seria de reuniones” con la comunidad donante para restablecer la cooperación suspendida el año pasado; pero ante las preguntas de los periodistas, el funcionario no pudo brindar ninguna garantía de que el Ejecutivo obtendrá resultados positivos.

“Estamos en una serie de reuniones con todos ellos. Ayer (jueves) vino el vicecanciller de Noruega. Hace pocos días estuvo por aquí el Vicecanciller de Canadá. Ahorita nuestro secretario de cooperación está reunido con los embajadores locales. Estamos en una serie de actividades, que realmente sí se están llevando a cabo”, comentó Santos.

“Todo esto es un proceso de explicaciones claras”, dijo Santos, al referirse a este acercamiento que Nicaragua intenta con los donantes, tal como lo anunció el presidente Ortega esta semana. Sin embargo, Santos apartó la vista de las denuncias de fraude en las pasadas elecciones municipales, es decir, el tema toral que ocasionó las suspensiones de ayuda en diciembre pasado.

Por su parte, Pablo Fernando Martínez, titular de Transporte e Infraestructura, reveló que las medidas de ahorro en dicha institución ya se están aplicando, y mencionó algunas, como el uso racional de vehículos, de combustible, aparatos de aire acondicionado y papelería.

Comentó que el recorte presupuestario del 20 por ciento en el ministerio no perjudicará los proyectos en ejecución. “No afecta ningún tipo de proyectos, están garantizados todos”, aseveró.

Descartó despidos en la entidad donde laboran, según él, unos 800 empleados, pero dijo: “El que cumple con su deber, y trabaja, no hay despidos”. Y añadió: “Tener trabajo en Nicaragua es un privilegio”.

El horario laboral en el MTI tampoco sufrirá modificaciones, comentó Martínez, quien calificó las medidas de ahorro como “justas, y las estamos aplicando”.

El funcionario dijo que recurrirán a la cooperación internacional y “a la misma Unión Europea”, para obtener los fondos que hagan falta como consecuencia del recorte presupuestario. Y recordó que muchos de los proyectos del MTI son financiados con recursos del BCIE, el Banco Mundial, el BID, y la agencia de cooperación de Dinamarca, Danida.

Las declaraciones de Santos y de Martínez, ocurrieron tras finalizar un acto oficial en el Ministerio de Relaciones Exteriores ayer a mediodía, donde periodistas, escritores e intelectuales extranjeros, entregaron al canciller, en nombre del gobierno, el manifiesto “En Defensa de Nicaragua”.

El documento recoge el respaldo de diversas personalidades y organizaciones hacia la Administración del presidente Daniel Ortega, ante las fuertes críticas por la falta de transparencia y gobernabilidad en su gestión.