•  |
  •  |
  • END

La cantidad de nicaragüenses que emigró a Costa Rica después de las fiestas de Fin de Año, aumentó considerablemente en relación con 2006 y 2007, confirmaron fuentes oficiales de ese país.

El director de Migración y Extranjería costarricense, Mario Zamora Cordero, dijo que en menos de dos semanas Costa Rica recibió más de medio millón de dólares gracias al pago de la visa que hicieron más de 27,000 nicaragüenses que cruzaron la frontera.

“No tenemos en este momento números específicos de comparación de un año con otro, pero le puedo decir que la temporada alta (de cruce de inmigrantes) de Peñas Blancas se extendió hasta el 14 de enero, cuando normalmente es de los primeros cinco días del año”, dijo Zamora Cordero.

El titular de Migración indicó a EL NUEVO DIARIO que entre el lunes 5 y el miércoles 14 de enero de este año, la Caja Única del Estado de Costa Rica recibió un total de 583 mil 395 dólares, como producto de trámites consulares.

“De ese monto, el total por visas en el período de mayor demanda, por el regreso de nicaragüenses tras las fiesta de Año Nuevo, es de 552 mil 660, de acuerdo con las cifras entregadas por la Cancillería costarricense”, confirmó Zamora.

Casi 30 mil más

El funcionario dijo que del 5 al 14 de enero, un total de 27 mil 633 nicaragüenses ingresaron legalmente a Costa Rica. Cada uno de ellos pagó 20 dólares en las sedes consulares de Managua, Chinandega y Rivas.

La Cancillería de Costa Rica, dijo Zamora, informó que sólo Managua concedió 20 mil 165 permisos de ingreso; Rivas, 2 mil 735, y Chinandega, 4 mil 733. Según Zamora, sólo el lunes 5 de enero se concedieron 6 mil 900 visas, la mayoría con carácter de “turista”, con 30 días de validez y sin derecho a trabajar.

“Esa es una cifra considerablemente alta, y la verdad es que la cantidad de nicaragüenses que ha estado viniendo nos ha puesto a prueba, en el sentido de la capacidad de respuesta nuestra como Migración”, dijo Zamora, quien señaló que es imposible saber cuántos de los coterráneos que han llegado son en realidad “turistas”, y cuántos llegan en busca de quedarse para lograr un trabajo.

Más ilegales por problemas de cédulas

Lo que más preocupa a las autoridades costarricenses, según Zamora, titular de Migración de esa nación, es que a pesar de que han flexibilizado los trámites para que los nicaragüenses ingresen legalmente al país, existe un incremento en las personas que han intentado ingresar de manera ilegal.

“Nos han dicho que hay problemas con las entregas de cédulas en Nicaragua y eso les impide obtener sus documentos para sacar sus pasaportes, y es por eso que deciden intentar pasar (la frontera) de manera irregular”, explicó
Sobre este tópico quisimos hablar con el vocero del Consejo Supremo Electoral (CSE), Félix Navarrete, pero no fue posible que nos respondiera su teléfono celular.

Zamora Cordero indicó que el dinero entra directamente a la caja única del Estado y sirve para los gastos corrientes del Presupuesto nacional. El dinero lo reciben sin deducciones del 5 por ciento que se aplicaba cuando funcionaba el sistema de timbres consulares, hasta finales de 2007.

“Nosotros hemos habilitado los puestos consulares en Rivas y Chinandega, y hemos reforzado Managua para que los trámites sean expeditos, que se hagan los pagos (de la visa) en las sucursales del Banpro, pero los que quieren pasar ilegal, nos dicen que sin cédula no pueden tener su pasaporte”, insistió.

El Banco de la Producción (Banpro) es el canal por medio del cual cada semana se envía el dinero a una cuenta del Banco Central de Costa Rica. La única deducción sobre los 20 dólares de las visas corresponde a los US_FCELL_.8 que Banpro cobra con el fin de realizar los trámites.

Más de 1 millón 600 mil dólares en residencias

De igual manera, el director de Migración de Costa Rica informó que de 50 mil extranjeros que obtuvieron documentos de residencia el año pasado, al menos 35 mil fueron nicaragüenses.

Zamora dijo que los 50 mil solicitantes tuvieron que pagar 48 dólares cada uno para obtener el documento desde julio de 2008, cuando se activó el nuevo sistema, es decir, que el Estado de Costa Rica recibió cerca 2.4 millones de dólares por ese trámite, de los cuales más de un millón 600 mil dólares fueron pagados por los nicaragüenses.

“Más de 35 mil obtuvieron su residencia el año pasado, y están pendientes, en proceso o en lista de espera, unos 350 mil nicaragüenses”, dijo Zamora.

Recuadro

Para fomentar el turismo, dice el titular de Intur
Aquí suprimimos pago de visa a todo el mundo
Mientras los nicaragüenses pagan centenares de miles de dólares por su visa de entrada a Costa Rica, en nuestro país el presidente Ejecutivo del Instituto de Turismo (Intur), Mario Salinas, anunció que hay visa abierta para todo el mundo.

En una entrevista concedida a la agencia Europa Press, Salinas destacó que se trata de un anuncio muy importante para el turismo en el país, y precisó que el decreto por el que se aplica fue aprobado el pasado viernes por el Gobierno nicaragüense.

“Se trata de un mensaje extraordinario, político, social económico, pero sobre todo por el turismo”, subrayó el ministro, quien opinó que este gesto podría impulsar inversiones del sector turístico en el país y ayudar a enfrentar la crisis económica mundial.

El ministro destacó que, precisamente, la crisis podría constituir una “oportunidad” para los países centroamericanos, en cuanto a que pueden ofrecer una opción de calidad, novedosa y variada “a unos precios muy asequibles”.

Salinas concretó que Nicaragua estaría dispuesta a proporcionar apoyos económicos iniciales a las aerolíneas para que abran nuevas conexiones con estos países, y precisó que ya está negociando con algunas compañías aéreas españolas.

El titular del Intur estacó las virtudes de Centroamérica como destino turístico, y recordó que la región posee una gran oferta y abundante patrimonio natural y de biodiversidad.