Lizbeth García
  •  |
  •  |
  • END

Aunque dicen que no se oponen a las medidas de austeridad en el Poder Judicial, la Asociación de Jueces y Magistrados de Nicaragua, Ajumanic, denunció que la Corte Suprema de Justicia sigue contratando personal y hasta se dan el lujo de contar con un masajista.

“Sí, hay un masajista contratado en la Corte, las razones nosotros las desconocemos, porque cuando nosotros miramos ya las personas están contratadas, pero nosotros estamos proponiendo que si ese señor o esa señora no es necesaria, que la despidan”, confirmó el magistrado de Juigalpa, Carlos Padilla Narváez.

“A nivel nacional, con todo y la crisis, todavía hay contrataciones”, agregó el magistrado presidente de Ajumanic, quien señaló que ellos están protestando para que no existan nuevos nombramientos y haya igualdad a la hora de aplicar las medidas restrictivas.

En ese sentido, Padilla mencionó que pese al recorte del 10 por ciento en las asignaciones de combustible, el personal administrativo sigue recibiendo “una cantidad súper mayor a la que deberían de tener”, en cambio, hay jueces a quienes les recortaron las asignaciones en un 15 y hasta en un 20 por ciento en el peor de los casos.

El reclamo de los jueces del resto de los municipios es muy diferente a los de Managua, porque no se explican por qué a ellos les están aplicando un recorte del 10 por ciento en la asignación de combustible, si sólo 80 litros reciben, mientras que los que trabajan en el área urbana en la capital reciben 200 litros.

Igualmente, Ajumanic se pronunció a favor de la eliminación de los supernumerarios que, según él, fueron nombrados en pago por algún favor recibido. “Por ejemplo, nombraron a un secretario, pero llegó sin que el juez lo pidiera, sino que lo nombraron porque lo quisieron nombrar…”, fueron las palabras de Padilla, quien ayer presentó a la Corte una propuesta de medidas de ahorro.

La propuesta que Ajumanic presentó ayer en la Corte incluye el traslado del personal sin funciones hacia áreas donde hagan falta recursos humanos.

Revisar contrataciones

El Juez Quinto Penal de Audiencias de Managua, Julio César Arias, está proponiendo “revisar el caso de trabajadores del Poder Judicial con parentesco familiar con otros funcionarios de la institución, por cuanto esto representa un mal referente moral”. En su carácter de miembro de la Junta Directiva de Ajumanic, el juez Octavio Rothschuh opinó que la Corte debe tomar en cuenta que quien ejerce la función jurisdiccional es el juez y no la estructura administrativa, cuyos salarios superan lo que gana un judicial.

“Dentro de esa política de austeridad sólo se viene atacando al juez”, agregó Rothschuh, quien propuso la eliminación del “gran cuerpo” de asesores que tienen los magistrados y de los supernumerarios, aunque aclaró que el masajista que hay en la Corte bien podría servirles a todos aquellos jueces que cuando hacen juicios de tarde y de noche salen estresados de sus despachos.