•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Algunos alimentos registraron un alza como consecuencia de las lluvias que se presentaron desde el domingo de la semana pasada.

En el mercado Oriental, se reporta el incremento significativo del costo de la  papa. Según los comerciantes, las precipitaciones influyeron para que este producto ahora se venda más caro. Omar González, comerciante del Oriental, afirmó que la semana pasada la libra de papa costaba 10 córdobas, pero desde el pasado lunes amaneció a 15 córdobas. 

Amaru Manzanares, exportador, importador de alimentos y miembro de la Asociación  Nicaragüense de Vegetaleros  (Aniveg), recalcó que los vegetales y tubérculos son uno de los alimentos más sensibles ante el exceso de agua y aseguró que el temporal que afectó al país ha perjudicado a productores del centro y norte de Nicaragua. 

“Los cultivos de papa son afectados, no pueden arrancarse porque se pudren. Y los que siembran cebolla ya nos reportaron que el precio subirá por pérdidas”, enfatizó Manzanares. 

El quintal de papa ahora cuesta 1,200 córdobas, cuando la semana pasada se cotizaba a 900. En el caso del quintal de cebolla el precio actual  es de 1,200 córdobas, 200 más que hace ocho días, precisó Manzanares. 

Bianca Reyes, comerciante  del Oriental, aseveró que el precio de la yuca aumentó por motivos de las lluvias. Ayer compró a 500 córdobas el saco de este tubérculo, cuando hace quince días lo adquirió a 300. 

De igual manera, Betty Jarquín, vendedora del populoso centro de compras, indicó que el costo del  quequisque aumentó: “desde el lunes compré a 1,000 córdobas el saco y la docena o el pucho lo estoy ofreciendo a 40, 10 más que la semana pasada”. 

POSIBLE AUMENTO

Por su parte, los vendedores de productos lácteos aseguraron que los precios se mantienen estables hasta el momento. Según Katalina Obando,  comerciante mayorista de queso en el mercado Iván Montenegro, la entrada de queso y crema en este centro de compras está atrasada. 

“Esto significa pérdidas. Un camión que traía 100 quintales de queso debía entrar el martes a las 4:00 de la mañana, pero llegó hasta en la tarde”, manifestó Obando, quien subrayó que los productos provienen de los sectores productivos de Nueva Guinea. 

“Los camioneros nos dicen que el estado de los caminos es pésimo y que cruzar los ríos es peligro, hasta se perdió una camionada de queso completa que fue arrastrada en El Ayote”, confió Obando. 

Jennifer Artola, responsable de comunicación de la Unión Nacional de Productores Agropecuarios (Upanic), dijo que trabajan en la recopilación de información sobre las áreas de cultivos afectadas por las lluvias en la Región Autónoma del Caribe Sur (RACS). En ese sector hay plantaciones de palma africana, frijoles y maíz, además de ganadería, precisó Artola.