•  |
  •  |
  • Edición Impresa

Una familia capitalina acudió a Las Banderas en el municipio de Tipitapa para reunirse y disfrutar un rato entre ellos. Por tradición, luego del almuerzo los hombres de esta familia, niños, adultos y adolescentes, se dirigen al patio, algunos de ellos suben a un ternero y sortean el animal.

Entre gritos y algarabía la persona que monta al animal se suelta de una mano intentando no caerse. La escena se repite una y otra vez hasta que le toca el turno a alguien más.