• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • Edición Impresa

Luis Moreno Delgado, subdirector del Centro para la Investigación en Recursos Acuáticos (CIRA), aborda en esta entrevista los principales problemas que afectan a los cuerpos de agua en el país, entre ellos el mal manejo del alcantarillado sanitario.

El especialista en biología revela que de todas las lagunas que existen en Managua, una capital con más de 1.6 millones de habitantes, la única que se encuentra más cerca de recuperarse es la de Tiscapa.

¿Cuáles son los retos inmediatos a los que se debe hacer frente en materia de recursos hídricos?

El principal reto actualmente, y eso que apartando los problemas de contaminación, es el mal uso que se está haciendo del suelo. Pero también creo que a los nicaragüenses nos está afectando directamente el cambio climático, ejemplo de eso es la lluvia que ha caído en meses como noviembre y diciembre. Antes eso no pasaba.

El cambio climático no solo se traduce en sequía, sino también en la cantidad de lluvia que estamos teniendo en momentos que no debería. Ahora podemos tener períodos de sequía por mucho tiempo o eventos lluviosos extremos, a tal punto que puede llover en unas horas, lo que debió haber llovido en una temporada, y eso no es bueno.

¿El calor que ha superado incluso niveles históricos en estos meses afecta las fuentes de agua potable?

Claro, las fuentes de agua van a afectarse porque a mayor calor habrá más demanda de agua, la gente necesitará regar más sus patios o jardines para amortiguar el calor, y ahí caemos en el dilema de para qué estamos utilizando el agua. Vas a hacer un reciclaje de agua, vas a utilizar el agua potable para regar o para lavar tu carro, eso no es lógico.

Desgraciadamente aquí utilizamos el agua potable para todo, no solo para cocinar o consumir, y eso es un error, tenemos que cambiar de mentalidad. El cambio climático es algo con lo cual tenemos que adaptarnos y buscar cómo mitigarlo.

Por ejemplo ¿cómo puede mitigar una persona el cambio climático?

Tenemos que comenzar a crearnos el hábito de cosechar agua. Los padres deben enseñarles a los menores de edad estas actitudes ante la naturaleza. Hay que crear sistemas en el hogar para reutilizar el agua, si vos vas a lavar los trastes podés crear un sistema para que esa agua la usés, por ejemplo, para descargar el inodoro.

Hay gente que cree que la cosecha de agua solo se puede hacer en el campo y no en la capital…

Aquí bien se puede hacer, eso de que solo se puede hacer en el campo es una idea errónea. Yo he notado que muchos estudiantes de ingeniería industrial de algunas universidades están comenzando a desarrollar sistemas para utilizar las aguas grises y están implementándolos con un sistema básico y funcional.

Según las investigaciones que ustedes en el CIRA han realizado, ¿hay innovaciones tecnológicas al respecto?

Bueno, hay dos tipos de tecnología, la nueva y la milenaria. Por ejemplo, los filtros de arena son filtros artesanales que ayudan a remover elementos sólidos y colores anormales en el agua. Ya luego esta agua podés purificarla para el consumo con unas simples gotas de cloro. Pero también hay avances, por ejemplo, con las plantas de tratamiento.

Actualmente la planta de tratamiento de Managua es la más grande del país y de Centroamérica, además es bastante eficaz. Esta permite remover gran cantidad de materia orgánica y no remueve los nutrientes. Este es un gran avance para el lago Xolotlán porque muchos de los parámetros de calidad de agua han mejorado a partir de que se está utilizando esta planta de tratamiento.

Ejemplo de ello es que los coliformes fecales —organismos que se encuentran naturalmente en las heces de seres humanos y animales, y su presencia en fuentes y cuerpos de agua se utiliza como indicador de contaminación biológica—, se han reducido en gran magnitud, claro aún son muy altos, pero si antes era de un millón, ahora puede ser de 100,000. Ese es un avance.

Esta planta de tratamiento analiza el 70% de las aguas a nivel de Managua. Desgraciadamente el costo es muy alto y nuestra economía no nos permitiría tener una planta de tratamiento en cada departamento, aunque eso sería lo ideal.

Imagínate que esta planta costó aproximadamente US$72 millones. Ya tiene más de 10 años y aun así sigue haciendo remoción de sólidos y de coliformes fecales.

¿El agua que llega a esta planta es por medio del alcantarillado sanitario, está consciente la población del buen uso del mismo?

En ese aspecto la población tiene que saber que el alcantarillado de aguas negras es únicamente para aguas negras.

Muchas veces la gente vierte en el alcantarillado residuos de diésel, lavan el motor del auto y cae la grasa, hacen cambios de aceite, vierten todos esos líquidos en el alcantarillado y eso llega a la planta, causando daños en ella.

Debemos saber que el objetivo de una planta de tratamiento es degradar la materia orgánica a través de la acción de las bacterias. Pero estas bacterias no degradan los residuos de aceite, diésel, grasa o hidrocarburos. Si la población no toma conciencia la planta tendrá menos vida útil.

Comentaba sobre una tecnología que permitiría a Nicaragua dar un rumbo distinto en cuanto a la construcción de carreteras.

Claro, una tecnología que hoy está de punta es el asfalto permeable, el cual ha sido desarrollado en Inglaterra y ahora también en México. Este es un asfalto que te permite absorber el agua. A veces no lo vemos como un problema hasta que estamos en el momento, pero cuando llueve uno nota cómo se forman cantidades de charcos en las calles y carreteras, pero con ese asfalto no pasa eso porque el agua se infiltra en la tierra, es capaz de absorber 4,000 litros de agua en 60 segundos.

Dice que aquí en Nicaragua se utiliza un asfalto que no permite que el agua se infiltre.

De hecho el concreto armado o el asfalto tradicional no te permite que se dé la infiltración del agua, y esto no es bueno porque te forma charcos, correntadas o avenidas de agua. Si es muy fuerte la lluvia, incluso causa daños económicos debido a las inundaciones.

Ya vemos que hace dos años cayó en Managua un torrencial bastante fuerte y provocó rompimiento en las calles. Esto es parte del efecto del cambio climático porque ese día llovió entre dos y tres horas lo que debía de llover en todo el ciclo de invierno.

Que no se piense que vamos a remover el asfalto que ya tenemos, sino que el nuevo que vayamos a ubicar o cuando se vaya a componer o reparar, utilicemos este material porque es lo último en tecnología asfáltica. A veces una inversión puede resultar un poco más cara, pero si uno ve el costo-beneficio se notará que es rentable.

¿Cuáles han sido los problemas de contaminación que ustedes como CIRA consideran de gravedad?

Cuando hablamos de este tema debemos ver dos tipos de contaminación, la primera que es de origen antropogénica, es decir, que es producida por nosotros los humanos; y la segunda que es de origen natural. Por ejemplo, la contaminación de origen natural es algo que no podemos corregir. Recordemos que nuestro país es un lugar volcánico, por esa misma actividad volcánica se genera material pesado que va a caer en los principales cuerpos de agua.

¿Como? ¿qué materiales?

Tenemos el arsénico y el mercurio, estos serían los principales. El arsénico lo tenemos en la laguna de Apoyo, impidiendo que esta agua pueda ser consumida. Lo mismo pasa con las aguas del lago Xolotlán, se ha pensado que si el Xolotlán vuelve a su normalidad podríamos consumir esa agua, pero realmente no podríamos utilizarla debido a la cantidad de metales pesados causados por la actividad volcánica, además que la salinidad es muy alta porque es un lago cerrado.

La contaminación antropogénica es también la contaminación orgánica. Por ejemplo, no todas las personas tienen acceso al alcantarillado sanitario, entonces muchos defecan al aire libre, también tiran la basura en los cauces y eso va a parar a los cuerpos de agua. Además somos un país agrícola y los agricultores no están meramente conscientes de la contaminación que provocan los plaguicidas.

Otros de los contaminantes son los residuos médicos. Mucha gente cuando tiene pastillas o jarabes vencidos los votan en el inodoro, bajan la palanca y ya. Entonces como esta agua llega a los cuerpos de agua, en los peces están apareciendo sustancias o algunos tipos de vitaminas, analgésicos. Esto puede provocar afectaciones en su genética, incluso provocar mutaciones.

¿Qué le depara a las lagunas que existen en Managua? Aunque está lloviendo no están recuperando sus niveles.

Tenemos que ver que la recuperación no se da rápidamente. Venimos de una serie consecutiva de inviernos malos, este fue más o menos normal. Pero antes de todo tenemos que identificar de dónde vienen las recargas de las lagunas, si es por la lluvia o es por la zona de recarga de los acuíferos. Si queremos saber por qué no se están recuperando los niveles de agua tenemos que identificar su origen. Nosotros ahorita estamos desarrollando una investigación porque queremos resolver el problema de la laguna de Tiscapa.

¿Por qué especialmente Tiscapa y no otra laguna?

Porque es la laguna que quiza está en la punta del iceberg en lo que es su recuperación. La Alcaldía de Managua está invirtiendo, también hay un Plan Maestro para reestructurar la capital y hacer una ciudad más ecológica, y una parte de ese plan es recuperar la laguna.

El problema que tiene Tiscapa es el cauce que se ubica a la par de ella. Mucha gente podrá decir que la solución es cerrar el cauce, pero hay otra gente que dice: Si cerras el cauce se acaba la laguna porque ha caído tanto sedimento en el fondo de la laguna que se ha permeabilizado la conexión entre ambos.