Orlando Barrios
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La Policía de Masaya investiga el hallazgo de un bebé nacido prematuramente, a los cinco meses, que fue abandonado en una caja de cartón sobre la carretera que conduce a la comarca Pacaya. Este sería el tercer recién nacido que aparece en una vía pública. 

El hallazgo lo realizaron unos jóvenes que caminaban por el lugar y uno de ellos descubrió el cuerpo de un bebé, por lo que dieron aviso a las autoridades policiales. El comisionado mayor Manuel Zambrana, jefe de la Policía de Masaya, descartó las especulaciones publicadas en las redes sociales, en las que se decía que el feto había sido arrollado por un vehículo.

Fue trasladado al Instituto de Medicina Legal para determinar las circunstancias de la muerte, para luego darle cristiana sepultura. En los dos primeros casos se conoce quiénes podrían ser sus madres, pero no sus padres. En este caso se desconoce quiénes son sus progenitores.