•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

Funcionarios de la Corte Suprema de Justicia (CSJ) presentaron ante jueces titulares y suplentes de Managua y sus municipios los ejes de acción que este poder del Estado desarrollará en 2017.

Marvin Aguilar, vicepresidente de la CSJ, dijo que para este año se continuará realizando esfuerzos para modernizar el acceso a la justicia en Nicaragua, especialmente en lo referido a la implementación del sistema oral  en los juicios civiles.

“En 2002 se introdujo en Nicaragua el sistema oral, un sistema que era novedoso en nuestro país y que muchos no sabíamos cómo era una audiencia oral porque no teníamos la costumbre de la oralidad, era solamente el sistema escrito o el sistema inquisitivo y fue una  gran revolución lo que provoca la oralidad en el sistema penal, muchos apostaban a que no funcionaria, y hoy el sistema oral penal de Nicaragua es referencia a nivel mundial”, expresó Aguilar durante su intervención.

De acuerdo con el magistrado, en la actualidad el sistema de oralidad se implementa en las causas penales, en los tribunales de familia y en los juicios laborales, pero cuando entre en vigencia el nuevo Código Procesal Civil, la oralidad también comenzará en los juicios que se tramiten en esos tribunales.

“Lógicamente que la reforma procesal civil va a requerir de otro esfuerzo grande como es actualizar el Código Civil para que tengamos dos instrumentos civiles modernizados para funcionar”, destacó Aguilar.

Por su parte, Berman Martínez, secretario general administrativo del poder judicial, explicó que para este año la CSJ dispondrá de un presupuesto de 3,200 millones de córdobas, una cantidad menor a lo que  esta instancia planteó al parlamento como presupuesto inicial.

Según Martínez, pese al déficit presupuestario con el que operarán, la CSJ ha destinado más de 300  millones de córdobas para la realización de varias obras de infraestructura en complejos judiciales en distintos puntos del país tales como San Carlos, Estelí  y los nuevos edificios del Registro Público de Bluefields y de Managua.