•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Karla Azucena Álvarez, de unos 30 años, fue presentada ayer ante el juzgado V penal de audiencia, acusada por tráfico de estupefacientes.

El pasado 23 de febrero los agentes policiales le dieron persecución a la acusada en una de las calles del barrio Jorge Dimitrov en Managua, logrando su captura en la vivienda donde esta habita, ubicada en el mismo barrio.

Al allanar la vivienda los agentes encontraron una bolsa color naranja con 100.8 gramos de marihuana escondida en una hilera de bloques. Debido a la cantidad que fue encontrada en posesión de Álvarez, se le adjudicó el delito de tráfico de estupefacientes.

Según la fiscalía, solo el hecho de poseer esa sustancia representa "un peligro abstracto", por lo que solicitó como medida cautelar la prisión preventiva para Álvarez.

La jueza Lourdes Rueda programó la audiencia inicial para el próximo diez de marzo, a las 10:40 am, en la sala 24 de ese juzgado y anunció que la droga incautada será quemada el catorce del mismo mes.