•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Dos estudiantes del Caribe  fallecieron a causa de picaduras de  serpientes. Rosario Murillo, vicepresidenta del país, mencionó que las tragedias ocurrieron en los municipios  de Laguna de Perlas y La Cruz del Río Grande.

Rubén Menejo Martínez, de nueve años de edad, era quien vivía en La Cruz del Río Grande y según Murillo el niño fue picado por la serpiente mientras se dirigía a su casa, proveniente de una iglesia evangélica de su comunidad.

El hecho ocurrió el lunes 6 de marzo, falleciendo el niño ese mismo día. La segunda víctima fue la joven Rosa Gómez, de 19 años de edad. Ella habitaba en la comunidad El Pedregal, jurisdicción de Laguna de Perlas. En su caso, el percance sucedió cuando se trasladaba de su casa a la escuela. Gómez, precisó Murillo, se estaba formando para desempeñarse como educadora de jóvenes y adultos en la zona. La joven falleció unas horas después de haber sido mordida por la serpiente, sin embargo no se precisó el día exacto en el que habría ocurrido el suceso.

Finalmente la vicepresidenta externó que las autoridades locales realizarán las investigaciones correspondientes para tener mayores detalles sobre estas tragedias. "A todos ellos pedirles que indaguemos más sobre este incidente doloroso que nos costó la vida de Rubén y de Rosita en La Cruz de Río Grande y Laguna de Perlas, para ver cómo podemos hacer para prevenir este tipo de incidentes antes muy frecuentes, ahora menos,pero hay que hacer algo”, dijo Murillo.