• Managua, Nicaragua |
  • |
  • |
  • Edición Impresa

El chofer de la ruta 164, Danny Vicente Ramírez, acusado de homicidio imprudente y lesiones imprudentes, aceptó ayer, antes del inicio de la audiencia preliminar, que es culpable del accidente en que perdió la vida una joven, sin embargo durante la audiencia no admitió su culpabilidad.

Antes de iniciar la audiencia, mientras se encontraba solo y sentado en el banquillo, Vicente Ramírez dijo: "Me declararé culpable, todos cometemos errores". No obstante, en la audiencia solo habló su defensora.

"Todavía debemos reflexionar esa decisión, no podemos confirmarla, aunque sería una decisión personal, todavía debe analizarse con su papá, que hasta hoy (ayer) ha podido verlo desde el día que ocurrió el accidente", dijo la abogada Brenda Rosales, nueva defensora técnica.

El acusado no pidió la palabra durante la audiencia, en la cual se mantuvo en silencio. Solo su defensora habló por él y pidió que cambiaran la medida cautelar de prisión preventiva a casa por cárcel, pero el juez Donaldo Alfaro, titular del Juzgado

Séptimo Local Penal, programó el juicio para el día 21 de marzo y mantuvo la medida de prisión preventiva.

La Fiscalía confirmó que tiene 22 testigos, de los cuales 16 son directos. Hay seis informes de peritos, cinco son informes médicos. También rolan 20 pruebas documentales.

"No tenemos todavía resultados del examen de salud psíquica (practicado al acusado) y no hay elementos que indiquen que las circunstancias hayan variado y se mantiene la medida de prisión preventiva", dijo el juez.

Minutos después de iniciada la audiencia, Manuel Israel Vicente, papá de Danny, pasó a sentarse junto a su hijo.

“Tengo una constancia judicial que demuestra que Danny no tiene antecedentes judiciales y su papá puede tutelar su resguardo en el régimen de casa por cárcel, por eso se pidió el cambio en la medida preventiva”, alegó la defensora.

También: Busero de la 164 asegura que no iba a exceso de velocidad

“Otra preocupación de la familia de Danny son los gastos en los que las familias de las víctimas han incurrido, pero se sabe que los vehículos son asegurados y está ese seguro a disposición de los familiares de las víctimas, quienes pueden hacer uso del mismo, no se trata de la cooperativa, sino del seguro que se paga por cada vehículo, lo pueden utilizar las víctimas”, agregó.

El pasado 28 de febrero Danny Vicente Ramírez estrelló el bus que conducía contra un contenedor de basura, provocando la muerte de la pasajera Ana Fabiola Vargas Tapia y lesionando a 15 personas.