Keysi García
  •   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Reducida a cenizas quedó la habitación trasera de la casa de Marlene Sequeira, de 54 años, al incendiarse ayer por la tarde.

Habitantes del sector, localizado en la colonia Villa Progreso, presumen que el incendio fue provocado por chispas de soldadura de una casa en construcción.

Sequeira habita en la vivienda junto con su hijo Juan Lacayo, de 22 años. Ninguno de los dos estaba en el sitio al momento del siniestro.

El incendio que inició aproximadamente a las 4 p.m., devoró  por completo los enseres que se  hallaban en el cuarto que ocupaba casi la mitad de la casa. Al ver las llamas, vecinos colaboraron para sacar de la casa algunas pertenencias.

Al lugar llegaron miembros de la Dirección General de Bomberos, Policía Nacional y Cruz Roja. El comandante Javier Amaya, de los bomberos, indicó que el incendio no afectó a otras casas, pero que debían realizar las investigaciones requeridas para poder determinar cuál fue la causa exacta del desastre.

Más: Doméstica y taxista, en la calle tras incendio

Problemática

Después de atender este caso,  Amaya indicó que las recomendaciones por parte de esta institución es que los pobladores tomen en cuenta las medidas de precaución pertinentes al utilizar estas herramientas de construcción.

En menos de tres días, dos viviendas se han incendiado en la capital. El otro caso se reportó el martes en el barrio San Judas. Aunque en ambos se registraron cuantiosos daños materiales, los siniestros no provocaron ninguna víctima mortal.

Se preparan planes de prevención

La vicepresidenta de la República, Rosario Murillo, señaló ayer que el Ministerio de Gobernación ha realizado unas 937 actividades con el objetivo de prevenir este tipo de desastres.

Dichas actividades forman parte de una campaña impulsada por el Gobierno y se desarrollaron del 23 al 29 de  marzo.