•   Juigalpa, Chontales, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

El exalcalde de Juigalpa y pedagogo, profesor Erwing De Castilla, fue condecorado con una medalla con la orden Clan Intelectual de Chontales, por sus 50 años de vida académica. 

La entrega de la orden Clan Intelectual de Chontales la hizo su presidente, Hollman Marín, quien dio lectura a la condecoración.    

El homenaje al profesor De Castilla se realizó recientemente en el Club de Obreros de Juigalpa, durante un acto solemne organizado por el Clan Intelectual de Chontales.

El profesor y exalcalde, Erwing De Castilla, es homenajeado en Juigalpa, Chontales, por su trayectoria. Mercedes Sequeira/ENDAl evento asistieron personalidades universitarias, intelectuales, profesores y estudiantes.

El poeta Marlon Vargas Amador, en su discurso describió al homenajeado: “El Profesor Erwing ha continuado hilvanando de forma incansable una labor educativa, cultural y social teniendo a Juigalpa y Chontales como centro de su accionar”..  

Asimismo, destacó que De Castilla se ha destacado como director y docente de la UNAN – FAREM Chontales, casa de estudios de la cual es Profesor emérito; promotor de la apertura de la UNI sede Juigalpa, Presidente del Club de Leones, miembro fundador de los Museos Comunitarios Juigalpan (Coordinador) y Lovigüisca, y organizador del Club de lectores. 

Mientras, el docente Marcos Reyes Centeno, vice-decano de la UNAN-FAREM-Chontales, rememoró sobre la figura del educador en las aulas de la Escuela Normal Regional Gregorio Aguilar Barea, de Juigalpa, de la cual fue fundador y primer director. 

La profesora Ledita Montiel de Artíles, en su intervención, recordó los esfuerzos que hizo De Castilla para que la normal estuviera entre las primeras del país, en el año 1987. 

“Logró que la Normal Gregorio Aguilar Barea, recibiera la Orden Comandante 'José Benito Escobar', que fue entregada por parte del gobierno”, dijo Montiel de Artíles.     

El Colegio de Periodistas de Nicaragua (CPN) también le hizo entrega de un reconocimiento, en nombre de todos los comunicadores del departamento, por su ardua labor académica durante la mitad de un siglo. 

El Profesor emérito, Erwing de Castilla, al tomar la palabra agradeció  a sus familiares y amigos que fueron y que han sido partícipes de sus 50 años de vida académica. 

En su intervención De Castilla dejó patentado el siguiente apotegma: “Soy creyente de la idea que solos somos nada, que juntos hacemos cosas grandes y de importancia y necesidad para la comunidad”.