•  |
  •  |
  • Edición Impresa

Un jugador de baloncesto fue suspendido por tres años luego de agredir a un árbitro durante la final del torneo “Carlos Ulloa In Memoriam”, informó ayer dicha liga.

Al basquetbolista Albert Benard “se le aplican tres años calendario de sanción”, por agredir “de forma directa, intencional y premeditada al árbitro principal” del juego entre el Guachipupas y Leones, Alessander Fuentes, informaron las autoridades del torneo.

Los Guachipupas ganaban por 54-53 a los Leones, en el primer juego de la final del “Carlos Ulloa In Memoriam”, cuando Benard agredió al árbitro, quien fue trasladado a un hospital sin que hasta ahora se haya informado sobre su estado de salud.

La liga también decidió multar al equipo Guachipupas con cerca de 300 dólares, que serán destinados a pagar los gastos médicos del árbitro.

Diferentes árbitros de baloncesto de toda Nicaragua aplaudieron la medida, y reclamaron que Benard no solamente debería ser separado por tres años del “Carlos Ulloa In memoriam”, sino también indefinidamente el baloncesto nicaragüense.

En Managua un grupo de ellos decidió no asistir a los juegos programados en las ligas de barrio este domingo, en protesta contra los actos de violencia que reciben.

Las autoridades del torneo anunciaron que los 5 minutos con 36 segundos que quedaban al partido cuando ocurrió la agresión se jugarán en una fecha por acordar.