• Siuna, Nicaragua |
  • |
  • |
  • Edición Web

Una vez más fue suspendido ante la falta de testigos un juicio oral y público que se realiza en el Juzgado de Distrito Penal de Juicios de Siuna en contra de Jairo Pineda Castillo, por ser el presunto autor intelectual de la muerte de Camilo Frank López, un dirigente indígena que fue ultimado el pasado 25 de enero en el bar El Norteño número 2, en Rosita, Región Autónoma del Caribe Norte.

Pineda Delgadillo es el único que enfrenta el proceso penal, ya que el presunto autor material, identificado como Isabel Rodríguez Martínez, alias camisa blanca, se encuentra prófugo de la justicia.

De acuerdo con la acusación presentada por el Ministerio Público, Pineda Delgadillo habría llegado junto con Rodríguez Martínez donde Yader Manuel Omier Lampson, a quien propusieron pagarle bien para matar a una persona en el bar El Norteño, pero este se negó.

La acusación reza que Rodríguez Martínez llegó el día de los hechos desde temprano al bar El Norteño a verificar donde estaban las víctimas, acto seguido salió en dirección este.

“Se dirigió al predio baldío del bar, caminó por el lado norte, continuó hasta llegar a ubicarse a un pasillo de dos metros de ancho, entre la cocina y el bar, a dos metros de distancia de donde estaban ubicadas la víctimas, a las 9:40 pm Rodríguez Martínez realizó tres disparos contra la humanidad de Camilo Frank López, Eloy Frank y sus acompañantes. Primero dispara contra Eloy Frank, pero Francisco Rafael Burgalin Obregón, que estaba dentro del bar, ve que Rodríguez Martínez hace dos disparos contra Camilo Frank López, por eso se saca una pistola 38 y le realiza un disparo, este cae al suelo, se levanta y corre hacia la calle y huyó”, indica la acusación.

El testigo Francisco Rafael Burgalin Obregón dijo ante juez que le hizo dos disparos a la persona que acabó con la vida de Camilo Frank. Reconoció que no lo conoce y lo identificó como una persona delgada, no muy alto, andaba guantes negros y tenía una colita en su cabello. Afirma que lo vio, pero no sabe quién es.

“Si me lo ponen de frente, yo sí lo puedo identificar, porque lo vi,hice varios disparos, pero no lo conozco” sostuvo el testigo.

La fiscalía solicitó a Felipe Úbeda Prudo, titular del juzgado de Distrito Penal de Juicios de Siuna, desistir de dos testigos: Lilian Azucena Suárez Jirón y Cristel Jesica Sánchez Montoya, ya que no han sido encontradas por la Policía Nacional.

Ante la falta de los testigos, el judicial giró orden a la Policía para que, mediante el uso de la fuerza pública, presentar a los testigos, por lo que resolvió suspender el juicio y continuarlo el 15 de junio a la 2:00 p.m., a fin de garantizar el derecho a la defensa y respetar el debido proceso.