•  |
  •  |
  • Edición Impresa

El cardenal de Nicaragua, Leopoldo Brenes, informó ayer que estará presente en el consistorio de próximo 28 de junio en Roma, en el que el papa Francisco nombrará a sus nuevos purpurados.

“El santo padre y el Consejo Cardenalicio me han enviado la invitación para participar en el consistorio, en la cual el papa Francisco estará creando a seis nuevos cardenales de diferentes partes del mundo”, dijo Brenes a sus fieles, durante una eucaristía.

El clérigo nicaragüense se mostró complacido de presenciar la investidura del obispo auxiliar de San Salvador, Gregorio Rosa, como cardenal.

“Es un amigo de hace muchos años, fuimos casi ordenados contemporáneamente, es un gran amigo, trabajador y, sobre todo, un hombre que estuvo muy cerca de monseñor Oscar Romero”, sostuvo el cardenal de Nicaragua.

Brenes agregó que Francisco está “creando cardenales muy sencillos, hombres muy cercanos a sus comunidades, pastores que de manera especial le ayuden a él en el pastoreo de toda la Iglesia a como lo quiere el santo padre”.

La religión católica es la que tiene más creyentes en Nicaragua, con un 58.5%, según datos oficiales.

Rosa Chávez, que será el primer cardenal de El Salvador, arribó el domingo a Roma, luego de viajar desde San Salvador la tarde del sábado y hacer escala en Panamá y Alemania. 

“Aún no sé cuáles fueron las razones para que el Papa me eligiera, pero lo que sé es que él tiene un gran amor por este país, por la Iglesia y por monseñor Romero, quien fue perseguido simplemente por decir la verdad”, dijo el religioso en una entrevista con Acan-Efe en mayo pasado.