• |
  • |
  • END

SAN CARLOS, RÍO SAN JUAN
Contrario al acto cometido en días recientes por diputados ante la Asamblea Nacional, que degustaron huevos de paslama en el Occidente del país, en los humedales de Los Guatuzos, departamento de Río San Juan, la ministra del Ambiente y Recursos Naturales (Marena), Juana Argeñal, liberó una muestra de un total de tres mil tortuguillos y 90 cuajipales, que cooperativas comunitarias anidan y reproducen anualmente para preservar a la especie en su hábitat.

En la primera gira por el departamento de Río San Juan, a raíz de que asumió el ministerio, la titular del Marena, en compañía de funcionarios del Estado en la localidad y de la Fundación Amigos de Río San Juan (Fundar), organismo que financia a los zoocriaderos en el área protegida, se trasladó en lancha, y a orillas del río Bocancha, en el área del humedal, liberaron, acompañados de muchos niños, las especies nativas de esa zona.

El secretario de la Biosfera del Sureste de Nicaragua, José Luis Galeano; el director ejecutivo de Fundar, Norving Torres, y su representante en la localidad, Maribel Chamorro, así como los delegados institucionales del Marena y del Magfor, Norman Gutiérrez y Blanca Olivia Martínez, entre otros, se sumaron a la liberación de las tortuguillas y de los cuajipales.

Conservan áreas protegidas
La titular del Marena dijo que es una prioridad para la institución y para el Gobierno la protección y conservación de las áreas protegidas y los recursos naturales, y destacó el apoyo del organismo Fundar, por el impulso de un programa dirigido a la preservación de la biodiversidad en el humedal de Los Guatuzos.

Indicó que ésta es la segunda liberación anual que corresponde al 20 por ciento de la producción que logran los comunitarios, tanto de tortuguillos como de cuajipales.

“Los comunitarios siembran los nidos de anidación, reproducen y aprovechan la especie, no es que garanticen la seguridad alimentaria, sino que contribuye al sostenimiento familiar, el 20 por ciento es liberado cuando están en la edad del neonato que es entre uno a tres meses”, expresó la funcionaria. “Le estamos regresando a la naturaleza las crías para una hábitat más seguro”, afirmó la titular del Marena, y ante nuestras preguntas relacionó el acto cometido recientemente por diputados ante la Asamblea Nacional, que degustaron huevos de paslama en el Occidente del país, la especie está en veda por peligro de extinción.

“Lo que ellos cometieron fue una transgresión a la Ley de Delitos Ambientales… los diputados deben tomar conciencia y reconocerlo ante la comunidad, ellos para enmendar su error van a ir a hacer obras con los comunitarios sembrando nidos de anidación de la especie en Chacocente y Reserva Silvestre La Flor”, aseguró la titular del Marena.