•   Chinandega, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Web

Desde esta madrugada peregrinos de El Viejo y Chinandega se concentraron en la Ermita de la Virgen del Hato para celebrar la Gritería Chiquita con alabanzas, cantos y pago de penitencia a la centenaria imagen que peregrina por el campo y la ciudad.

La segunda imagen de veneracion pública de este departamento fue sorprendida por el río de devotos que llegaron desde esta madrugada a visitarle y a pagar promesas por favor recibidos.

Teresa Lainez dijo que tiene mas de 30 años de ir a la Hacienda del Hato, localizada a 40 kilometros de Chinandega, a celebrar la Gritería Chiquita.

Noveneros de la.ciudad llegaron en excursiones y vehículos particulares al templo, donde se reparten golosinas,  brindis y productos plásticos para el.uso del hogar.

Mientras tanto, en El Viejo se prepara la pólvora para el mediodía y en Chinandega el grito se desarrollará a partir de las 6 de la tarde en centenares de altares del sector urbano y rural.

Por su parte, el obispo de la Diócesis de León, monseñor César Bosco Vivas Robelo, admitió que después de 70 años, la Gritería Chiquita ha sufrido transformaciones.

El origen de la Gritería Chiquita se debe a una potente erupción del volcán Cerro Negro, ubicado 25 kilómetros al suroeste de la cabecera departamental (León), entre julio y agosto de 1947.

Esa erupción terminó justo el 14 de agosto de 1947, en víspera de la fiesta de la Asunción de la Virgen María.