•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El costo total del proyecto de la ampliación de la pista Juan Pablo II, en Managua, fue garantizado con un préstamo de US$105.4 millones que el Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE) aceptó desembolsar a Nicaragua y que en los próximos días será ratificado en la Asamblea Nacional, indicaron diputados del Poder Legislativo.

La junta directiva del Parlamento remitió ayer a la Comisión de Producción, Economía y Presupuesto el decreto legislativo de aprobación del contrato de este financiamiento del BCIE. La comisión deberá consultar con las autoridades de la Alcaldía de Managua y dictaminar a favor del préstamo antes de ratificarlo en el plenario de la Asamblea, algo que podría ocurrir a finales de agosto.

“Este préstamo viene a completar el presupuesto de la inversión que se hará para ampliar la pista Juan Pablo II. Se había aprobado en junio pasado un préstamo con el Banco Europeo de Inversiones (BEI) de US$130 millones y estaba pendiente ratificar este convenio con el BCIE, lo que estaremos haciendo en los próximos días”, señaló el diputado José Figueroa, vicepresidente de la Comisión de Producción, Economía y Presupuesto. 

El costo total de la obra, actualizado al 5 de julio pasado, se estimó en US$274.8 millones y la distribución del financiamiento se divide así:  el BCIE aporta US$105.4 millones, el BEI financia US$136 millones y el Gobierno pone una contrapartida de US$33.4 millones. 

El documento del decreto legislativo de préstamo con el BCIE indica que en el  Plan Global de Inversiones,  aprobado por el BCIE en enero de este año, la inversión del proyecto de ampliación de la pista Juan Pablo II se estimaba en US$255.9 millones. 

No obstante, con la firma del contrato del Gobierno con el BEI, hecha el 15 de mayo pasado, el costo total se actualizó y subió a los US$274.8 millones por las comisiones e intereses que el Gobierno pagará al BEI durante la ejecución del proyecto.

La ampliación de la pista 

El proyecto de ampliación de la pista Juan Pablo II será ejecutado por la Alcaldía de Managua y se espera el inicio de las obras a finales de este año.  El proyecto debe durar cuatro años, según lo estipulado en el decreto del préstamo. El Gobierno de Nicaragua tendrá 15 años de plazo para pagarle al BCIE este financiamiento y tendrá un período de gracias de tres años a partir del primer desembolso de los recursos. 

La ampliación de la pista se focaliza en cuatro tramos, iniciando el sector del 7 Sur hasta el barrio René Cisneros, trayecto en el que habrá tres puentes peatonales. Del René Cisneros continuará hacia la UCA, con pasos vehiculares a desnivel en la rotonda El Periodista y en la intersección de ENEL.   

Un tercer tramo se desarrollará  desde la UCA hasta los semáforos de El Riguero, con un puente  peatonal en Metrocentro y un paso vehicular a desnivel en la rotonda Rubén Darío. El último tramo se extenderá desde El Riguero hasta la intersección de Plásticos Robelo, ya en la carretera Norte, donde se pretende construir un paso vehicular a desnivel.