•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

La tormenta tropical Harvey, que la noche del sábado se había degradado a depresión tropical, ayer dio muestras de estarse reorganizando y se aproximaba con mayor rapidez hacia territorio centroamericano. Las autoridades prevén que hoy pase por Cabo Gracias a Dios.

El fenómeno fue localizado la tarde de ayer en el mar Caribe a unos 880 kilómetros al este del Cabo Gracias a Dios, en el extremo noreste del país, con vientos máximos sostenidos de 55 kilómetros por hora.

“Su velocidad de traslación se incrementó nuevamente a 38 kilómetros por hora y su movimiento continúa hacia el oeste, con un claro giro hacia el noroeste”, informó el Gobierno.

Las autoridades sostienen que, aún debilitado, el fenómeno tiene potencial para provocar mal tiempo y fuerte oleaje, por lo que la Fuerza Naval del Caribe mantiene la prohibición de navegar mientras dichas condiciones prevalezcan.

El Sistema Nacional para la Prevención, Mitigación y Atención de Desastres (Sinapred) recomendó a la población estar informada, revisar los techos de las viviendas, asegurar ventanas y puertas, desconectar aparatos eléctricos y tanques de gas, tener alimentos y agua almacenados, y estar listos para tomar rutas de evacuación.

También se recomendó la poda de árboles, ya que pueden caer sobre las casas. A la vez sugirieron que las personas cuenten con medicamentos, agua y  documentos importantes por si es necesario proceder a la evacuación.

Honduras en alerta

En Honduras, la Comisión Permanente de Contingencias (Copeco) mantiene una alerta “verde” (preventiva) en la región caribeña de ese país por las lluvias que dejará la ahora depresión tropical Harvey, informó el titular del organismo de protección civil, Lisandro Rosales.

Los siete departamentos en alerta preventiva son los costeros de Gracias a Dios, Colón, Atlántida, Cortés e Islas de la Bahía, lo mismo que Yoro, norte, y Olancho, oriente.

El funcionario agregó que aunque Harvey ha perdido fuerza al pasar ayer de tormenta a depresión tropical, se mantiene la vigilancia por las precipitaciones que dejará.

El fenómeno podría dejar entre 20 y 50 milímetros de lluvia, según lo que prevén las autoridades de la Copeco.