•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

El Ministerio de Salud (Minsa) reportó ayer que en lo que va del año se han detectado en Nicaragua 11,364 casos de conjuntivitis, 8,487 casos más del total registrado el año pasado cuando apenas se contabilizó 2,877.

“Hay un incremento importante en el número de afectados. En el año 2015 hubo 2,206 afectados; 2,877 en el año 2016; y solo esta semana se han notificado 1,613 casos de conjuntivitis. Llevamos un acumulado este año de 11,364”, detalló ayer a través de medios oficialistas la vicepresidenta Rosario Murillo.

Las autoridades sanitarias indicaron que 52 municipios en todo el país están reportando casos. Los más afectados esta semana por la epidemia son Chinandega, Rivas, Managua, León, Bilwi y la Región Autónoma del Caribe Sur (RACS).

“Hay que estudiar por qué se ha incrementado, qué lo está produciendo y qué va recomendar el Minsa aparte de lo que son las medidas preventivas. Ver qué otra medida se va a tomar desde el Minsa a nivel local, a nivel nacional; y comparecerán los especialistas para explicar este incremento. Es demasiado, tenemos que estudiarlo”, enfatizó Murillo.

Rivas sufrió la primera semana de este mes un brote de conjuntivitis que provocó la ausencia temporal de algunos estudiantes a las aulas, ya que algunos padres mantuvieron en reposo y con medicamentos a sus hijos que presentaron los síntomas de la conjuntivitis.

Los municipios más afectados en ese departamento han sido Cárdenas, Rivas, Tola, San Jorge y Altagracia.

Mala higiene influye 

El oftalmólogo José Rodríguez Manzanarez comenta que la conjuntivitis más común que se presenta en el país es la tipo bacteriana, es decir la que llega a los ojos principalmente a través de las manos. Por lo que recomienda el lavado constante de manos.

“Quien llega a padecer esta enfermedad suele presentar ardor e inflamación en los ojos. Ahí es cuando la gente tiene la mala costumbre de rascarse, entonces la conjuntivitis se vuelve más agresiva y tarda más en sanar”, señala Rodríguez.

La oftalmóloga Justina Valle explica que el virus de la conjuntivitis se esparce con más rapidez debido a las condiciones climáticas de la temporada, el polvo, viento y una mala práctica de higiene.

La especialista recomienda tener precaución, ya que existen varios tipos de conjuntivitis, entre ellas de origen químico, cuando una sustancia cae en el globo ocular irritándolo o provocando una infección.

Para evitar la propagación de esta enfermedad los especialistas recomiendan principalmente el lavado de manos constantemente.