•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Tres de los 13 marinos que naufragaron a bordo del barco Miss Johana Betsey el pasado 29 de junio y cuyos cuerpos se rescataron el pasado miércoles, fueron identificados ayer por forenses del Instituto de Medicina Legal (IML), mientras tanto las autoridades continúan con las operaciones de rescate de los otros 10 cadáveres en las aguas de Corn Island.

El tripulante Aníbal Armando Ramírez, de 45 años, quien se desempeñaba como maquinista, y los marinos Elmer de Jesús Patrick Ratrey, de 24 años, y Marcial Bautista Brenes Martínez, de 20 años, son las tres primeras víctimas en ser identificadas.

El Gobierno de Nicaragua anunció ayer “medidas extremas” en el manejo de los cuerpos para  evitar complicaciones de salud pública.

Guillermo González, director del Sistema Nacional para la Prevención, Mitigación y Atención de Desastres (Sinapred), explicó ayer que entre las medidas tomadas está el aislamiento de las operaciones de recuperación de los cuerpos y su reconocimiento por parte de familiares, así como la elaboración de ataúdes especiales.

De acuerdo con la versión de los familiares, los cuerpos fueron reconocidos con facilidad, ya que la sal y las heladas aguas de la profundidad del mar lograron mantener los cadáveres.

Los familiares de los tripulantes que fallecieron en el naufragio del barco Miss Johana Betsey indicaron que realizarán un entierro masivo como medida de seguridad y no se realizarán ceremonias religiosas con los cuerpos, sino posteriormente al entierro. 

Las operaciones de rescate de los otros tripulantes continúan hoy y las autoridades esperan que  los demás cuerpos se encuentren en los camarotes del barco.

Aún queda por rescatar los cuerpos de los tripulantes Denis Antonio Ballesteros, de 45 años y capitán del barco; Rolando Lazo Villarreal, winchero; Daniel González, cocinero; y los marinos Esteban Jirón, Antonio Nicolás Melgara, Óscar Andrés Pérez, Rafael Junio Tablada, Genaro Enríquez González, José Daniel Mejía y Eiler Sebastián Bravo.

El Miss Johana Betsey zarpó de Bluefields a Corn Island el martes 27 de junio con 13 personas a bordo. De Corn Island partió hacia el noreste de los Cayos Perlas el jueves 29 de junio —a las nueve de la noche—, dos horas más tarde la baliza de la embarcación emitió la última señal. 

Desde entonces estuvo desaparecido durante dos meses hasta el 28 de agosto, cuando fue localizado a 23.5 millas náuticas de Corn Island.