•  |
  •  |
  • END

El 8 por ciento de incremento del salario mínimo en todos los sectores y para todo el año, fue el planteamiento de José Adán Aguerri, Presidente del Consejo Superior de la Empresa Privada, Cosep, siendo ésta una propuesta muy por debajo al 15 por ciento promedio aprobado cada seis meses en las anteriores negociaciones.

El negociador del Cosep en este tema siempre ha sido Mario Zelaya, sin embargo, ayer, de forma extraordinaria fue desplazado por el propio presidente del sector empresarial, quien muy seguro dijo que su cifra puede ser aprobada y que no habrá más de una negociación durante 2009, aunque la reforma de ley solicitada está en estudio.

“Lo que queremos es que todos los sectores firmen nuestra propuesta, al igual que representantes sindicales y empresarios hicieron hace 15 días en los sectores de la construcción y de la maquila, con un acuerdo de incremento del 8 por ciento para todo el año”, expresó el representante del Cosep, quien espera que la “negociación” culmine en la reunión del próximo jueves.

Rechaza propuesta sindical

Según Aguerri, el planteamiento del Cosep va más allá del mínimo que las cifras económicas permiten, y es parte de la línea de “protección” del empleo en un país donde la productividad y la situación económica son un desastre, ya que un incremento mayor podría terminar por lanzar a la calle a los trabajadores. Recurriendo a cifras económicas, alegó que éstas muestran una inflación del 0.32 por ciento en los últimos 5 meses, con un crecimiento económico negativo.

Así rechazó la propuesta sindical de un incremento del 20 por ciento para el sector urbano y 50 para el sector agrícola. Sobre esto último, argumentó que la producción nicaragüense está literalmente “en el suelo”. Asegura se cayó la producción cafetalera, la producción del maní, que los rendimientos productivos están en baja y que el financiamiento al campo también está en declive.

“Les recuerdo que el sector productivo está dando la alimentación valorada en 22 córdobas adicionales diarios, haciendo que el salario agrícola supere los 2 mil córdobas al mes, llegando a estar por encima de las propuestas que aquí se negocian”, señaló.

El presidente del Cosep comentó que están en busca de un acuerdo nacional, para que parte de lo planteado en el proyecto de ley de reforma a la Ley del Salario Mínimo --en la que se solicita una negociación y no dos como está establecido-- sea respondido de manera pragmática en la mesa de negociaciones, tal como sucedió con el sector de zona franca.

Sindicalistas inconformes

Por su parte, el sindicalista Roberto González mencionó que hasta el momento la ley no ha cambiado, y si el Cosep hace una propuesta tiene que ser para los próximos 6 meses, no para todo el año. Agregó que los empresarios tienen una propuesta de reforma a la Ley de Salario Mínimo, y, hasta el momento, no ha sido discutida, mientras tanto, los sindicalistas aseguran que no firmarán más acuerdos como el de zona franca. Algo que fue respaldado por Luis Barboza.

La ministra del Trabajo, Jeannette Chávez, dijo que los representantes del gobierno no presentaron propuestas hasta el momento, lo cual harán hasta la próxima sesión, luego de hacer los estudios de impacto de las propuestas de incrementos presentadas.

A pesar de la controversia entre los sectores empresariales y sindicales, la ministra dijo que los sectores están sensibilizados con la situación económica actual, y hay muchas posibilidades de que se llegue a un entendimiento definitivo el próximo jueves.