•   Managua, Nicaragua  |
  •  |
  •  |
  • Edición Impresa

Si la Fundación Teletón y Los Pipitos se resisten a dialogar para resolver sus diferencias por dinero y propiedades, lo que sigue es recurrir a un arbitraje, como establece el último contrato entre las partes suscrito en el año 2012. Pero este proceso tiene costos económicos altos, advierte un directivo de Teletón.

El Ministerio de Gobernación (Migob) invalidó la resolución emitida el pasado 7 de septiembre donde ordenaba a la Fundación Teletón (Funte) devolver a la Asociación de Padres de Familia con Hijos con Discapacidad “Los Pipitos”, el dinero recaudado en la colecta del pasado 31 de marzo y seis centros de atención temprana a la niñez con discapacidad del país.

Luis Armando Rivas Cagnoni, vicepresidente del Teletón, dijo que con esta nueva resolución de Gobernación ambas partes “vuelven a la posición original del conflicto”, por lo que nuevamente llamó a un diálogo entre las partes.

“Nosotros exhortamos a Los Pipitos, ya que estamos en la posición original, a que entremos a un diálogo franco como siempre hemos tratado de hacerlo, en favor de la niñez con discapacidad”, expresó el directivo.

Ruth Elizondo, tesorera de Los Pipitos, dijo estar consternada ante una medida que cambia el rumbo que traía el caso. “Pedimos a Gobernación que revise esta situación porque consideramos que sí tiene competencia porque estamos hablando de la donación de la población donde Funte no es más que un intermediario hacia la causa de Los Pipitos”, comentó.

El Ministerio de Gobernación invalidó la resolución emitida el pasado 7 de septiembre a favor de la Asociación de Padres de Familia con Hijos con Discapacidad “Los Pipitos”, en respuesta a un recurso interpuesto por José Evenor Taboada, en su calidad de presidente de la Fundación Teletón (Funte).

El Departamento de Registro y Control de Asociaciones del Migob emitió una resolución a las 4:43 de la tarde del pasado miércoles 20 de septiembre en la que resuelve “revocar y dejar sin efecto la resolución administrativa de las 8:00 a.m. del día 7 de septiembre del 2017, por no ser de nuestra jurisdicción y competencia resolver conflictos de asunto civil”.

En la resolución del 7 de septiembre Gobernación ordenaba a Teletón que sus gastos operativos ya administrativos no podrían ser mayores al 20% de la colecta anual, “ya que no se puede desvirtuar el objetivo principal como es el financiamiento a los programas de Los Pipitos, que fue lo que motivó a la sociedad nicaragüense a dar sus contribuciones”.

El supuesto exceso en los gastos administrativos y operativos de Funte fue el detonante para que el 3 de mayo pasado la junta directiva de Los Pipitos decidiera tomar distancia de ellos y  dejar el caso en manos de Gobernación.

A la vez, Gobernación advirtió a las partes que “podrán recurrir a la vía judicial para hacer valer sus derechos”.

Sin multa

Rivas Cagnoni comentó que la última decisión de Gobernación es una muestra de que “el equipo jurídico del Migob se dio cuenta del grave error que había cometido”.

La organización Los Pipitos anunció que este viernes interpondrá en Gobernación un recurso de revisión, frente a la anulación de la resolución que les favorecía.

La antigua resolución de Gobernación emitida el pasado 7 de septiembre —y que ahora está sin efecto— también imponía una multa de 5,000 córdobas a Funte “por no llevar sus registros contables en los libros autorizados por este Departamento de Registro y Control de Asociaciones”.

Rivas Cagnoni dijo que esta entidad eliminó la multa porque no cabía. “Todos los años hemos mandado los estados financieros y ellos nos han dado los permisos y licencias para operar como una oenegé. Nosotros hemos sido transparentes, aún con el conflicto los centros no se han detenido. Hemos desembolsado a Los Pipitos (el dinero) en su debido momento, en las fechas establecidas bajo un presupuesto establecido con ellos mismos. Vamos a seguir desembolsando a los centros hasta que el dinero nos alcance”.

El dinero

De acuerdo con los cálculos realizados por Los Pipitos, tras recibir la resolución a su favor el pasado 7 de septiembre, la que ayer quedó sin efecto, el 80% de la colecta de este año es de US$752,751.34, en total. El Teletón la totalizó en moneda nacional, en C$28 millones.

Ruth Elizondo, tesorera de Los Pipitos, explicó que durante estos cinco meses de conflicto, la Fundación Teletón ha transferido a su asociación US$283,812 en concepto de pago de personal y mantenimiento de ocho centros de atención para niños con discapacidad, ubicados en Managua, Chinandega, Juigalpa, Rivas y León, los cuales han seguido funcionando con normalidad.

Según Los Pipitos, el total de fondos que la Fundación Teletón debería transferirles es de US$468,938, lo que ahora no va pasar porque el litigio continúa.

El diálogo 

“Estar en la posición original nos permite nuevamente entrar en un diálogo franco con Los Pipitos si acaso tuviesen ellos la voluntad de continuar trabajando con nosotros en el proyecto de mantener los centros para la rehabilitación y el diagnóstico de la niñez con discapacidad”, dijo Rivas Cagnoni, directivo de Funte.

Elizondo, de Los Pipitos, aseguró que ellos han estado abiertos al diálogo todo el tiempo, “pero no se ha logrado concretar”.

Según Rivas Cagnoni, de no darse un diálogo, lo que sigue es recurrir a un arbitraje como establece el último contrato entre las partes suscrito en el año 2012.  Esta es una alternativa de resolución similar al de la justicia ordinaria. Es un sistema paralelo al Poder Judicial, pero con el mismo efecto.

El contrato de 2012 firmado por ambas partes especifica que “todas las controversias, diferencias, disputas o reclamos que pudieran derivarse de este convenio, su ejecución, incumplimiento, liquidación, interpretación o validez se resolverán por medio de arbitraje de acuerdo a derecho, el cual será confidencial y se regirá de conformidad con los reglamentos del Centro de Conciliación y Arbitraje de la Cámara de Comercio de Nicaragua y la Ley 540 (Ley de Mediación y Arbitraje)”.

Pero este proceso es tardado y costoso. “El arbitraje cuesta dinero, recurso que no tenemos. No sé si Los Pipitos lo tendrán, pero sería ilógico malgastarlo en asuntos legales”, confió Rivas Cagnoni.